Washington – El senador republicano y excandidato a la presidencia de EEUU, John McCain, aseguró hoy que, si Rusia o los rebeldes prorrusos están involucrados en el siniestro del avión de Malasyan Airlines en el este de Ucrania, tendrán «mucho por lo que pagar».
 

«Si fue un misil el que derribó el avión, ha tenido que ser con un equipamiento muy sofisticado que los ucranianos no tienen», dijo el legislador en entrevista con la cadena CNN, insinuando la participación de Moscú en lo ocurrido.

El senador, miembro del Comité de Servicios Armados y muy activo en la esfera exterior de la política estadounidense, consideró que las características del suceso hacen suponer que quien disparara contra el avión lo confundió con una aeronave militar ucraniana.


«Tiene la pinta de un trágico error cometido por alguien que tenía la capacidad de derribar un avión», dijo.

«Y sabemos que, por lo menos en el último par de semanas, Rusia o los separatistas rusos tenían estas capacidades militares. Si eso es cierto, esto es algo que realmente exige nuestra atención para poner fin a este tipo de situaciones», insistió el legislador, que aseguró que, de confirmarse la implicación de Rusia, sería motivo suficiente como para que EEUU proveyese de armas a los ucranianos.

Al menos 295 personas viajaban en avión que se estrelló en la región ucraniana de Donetsk, escenario de combates entre las fuerzas gubernamentales de Ucrania y los rebeldes prorrusos.

Las autoridades ucranianas acusaron a los grupos rebeldes de haber abatido la aeronave, mientras que los prorrusos apuntaron a los militares ucranianos como culpables de lo ocurrido ya que niegan disponer de armamento para derribar un avión que vuele a 10,000 metros de altura.