spot_imgspot_img

Diputados guatemaltecos proponen impuesto a «súper ricos» durante la crisis

Guatemala – La bancada parlamentaria de oposición Movimiento Semilla propuso este jueves una iniciativa ante el Congreso para que los «súper ricos» de Guatemala, que representan el 0.1 por ciento de la población, eleven sus contribuciones durante la crisis derivada por la pandemia del coronavirus.

«Estamos presentando una iniciativa de ley de contribución extraordinaria ante la crisis», indicó el congresista y secretario general de Semilla, Samuel Pérez Álvarez, con el fin de crear «un rango especial dentro del Impuesto Sobre la Renta para el 0,1 por ciento más acomodado, los ‘súper ricos’ en la población».

La iniciativa busca que quienes tengan ingresos superiores a los 5 millones de quetzales anuales (más de 648.000 dólares) paguen 30 por ciento de Impuesto Sobre la Renta (ISR) y quienes ganen más de 600.000 quetzales al año (unos 78.000 dólares) aporten el 10 por ciento del ISR.

Pérez Álvarez aseguró que hay unas 630 personas en el país, contando el sector privado y público, que se verían «afectados» por esta medida, con la que, sin embargo, lograrían recaudar más de 2.200 millones de quetzales (285,3 millones de dólares) para atender la crisis.

«Parece pequeño el aporte, pero podría destinarse, por ejemplo, a quienes fueron despedidos hoy y están sin ninguna protección de parte del Estado», dijo Pérez Álvarez, quien subrayó que hasta 700.000 empleos entre formales e informales se han visto afectados por la crisis.

Los congresistas de Semilla señalaron que esta medida abarcaría a diputados, ministros, magistrados, presidente, vicepresidente y a los grandes empresarios.

“Invitamos a que, quienes tienen más ingresos, comprobables según el sistema tributario, sean solidarios con quienes menos tienen”, afirmó la diputada y exministra de Salud Lucrecia Hernández Mack.

Su compañero de bancada Samuel Pérez explicó que la iniciativa “creará las condiciones para que el país reduzca su dependencia de bancos extranjeros para salir de la crisis, sino que pueda hacerlo con las propias capacidades de los guatemaltecos y guatemaltecas”.

Además, la congresista Ligia Hernández apuntó que los cambios «de ninguna manera afectarán a quienes ahora la está pasando mal, todo lo contrario, son medidas que fomenta que sean quienes más tengan los que más aporten al bien común”.

El país centroamericano contabilizó su primer caso de coronavirus el 13 de marzo y desde entonces se han contagiado 585 personas, incluidos 16 fallecidos.

El Gobierno está a la espera de concretar ayudas para la población en mayo después de una ampliación presupuestaria de casi 2.025 millones de dólares en abril para afrontar la emergencia sanitaria.

El 60 por ciento de los 16 millones de guatemaltecos viven en condiciones de pobreza y uno de cada dos niños que nacen en el país padecen de desnutrición.

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_img
23,172FansMe gusta
38,122SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img