Tegucigalpa – La Dirección de Investigación y Evaluación de la Carrera Policial (DIECP) inició en la capital hondureña el proceso de audiencias de descargo a 53 servidores policiales que reprobaron una o más de las pruebas de confianza que se les aplicaron.
 

– Luego de la audiencia de descargo, se emitirá un dictamen técnico que se enviará a la Secretaría de Seguridad, con carácter de vinculante.

Durante unos 10 días hábiles, el secretario general de la DIECP, Julián Oyuela, y el secretario adjunto, Eduardo Lagos, en compañía de otros funcionarios de esta entidad estarán escuchando los argumentos que el servidor policial haga en su defensa, frente a los hechos que se le imputen.

Los comparecientes fueron citados con la anticipación que la normativa interna de la DIECP señala, cumpliendo así con el término establecido en la Ley Orgánica de la Policía Nacional de Honduras; y en el marco de la vigilancia constante de la conducta de los policías y del proceso permanente de depuración policial que realiza esta entidad.

El artículo 18-A reformado de la Ley Orgánica de la Policía Nacional de Honduras literalmente dice: “En el caso de que el resultado de la investigación y evaluación practicada establezca que el servidor policial no cumple con los requisitos de idoneidad o no reúne la conducta apropiada para el correcto desempeño de su cargo, la DIECP, luego de haberle oído en audiencia de descargo, emitirá un dictamen técnico, del que se librará copia certificada al Secretario de Estado en el Despacho de Seguridad, el cual tiene carácter vinculante, para que proceda a realizar lo que en derecho corresponda”.