spot_imgspot_img

Vienen golpes más contundentes al narcotráfico asegura vicepresidente hondureño

Tegucigalpa – El designado presidencial y secretario ejecutivo del Consejo Nacional Contra el Narcotráfico, Víctor Hugo Barnica, aseguró que vienen golpes más contundentes contra la narcoactividad en el país al lograr el apoyo internacional para frenar ese flagelo que no sólo provoca un daño a la sociedad sino que ha generado que en Honduras corra la sangre.
 

– La Oficina de las Naciones Unidas Contra el Crimen y el Delito, escogió a Honduras como uno de los centros donde se realizarán operaciones más fuertes en contra del narcotráfico, asevera Barnica.

– El director general de la Policía, recalca que Honduras ya no será un santuario de los narcotraficantes a quienes advierte que el combate será frontal.

– El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Ramón Custodio, afirma que en el combate al narcotráfico, Honduras entró en la etapa de derribo de avionetas.

– Las carteras de Defensa y Seguridad, aseveran que no derriban aeronaves y que son respetuosos de las leyes y los tratados internacionales.

Barnica indicó que la Oficina de las Naciones Unidas Contra el Crimen y el Delito, ha escogido a Honduras como uno de los centros donde se realizarán operaciones más fuertes en contra del narcotráfico.

Vienen las operaciones fuertes

Agregó que ese mismo apoyo proviene de la alianza entre el Sistema de Integración Centroamericano (Sica) y la Organización de Estados Americanos (OEA), que han contribuido a diseñar, algo que nunca se había hecho en Honduras, una estrategia nacional contra las drogas.

Aseveró que el país “solamente había cumplido tres de los 13 pasos en 15 ó 20 años y hemos trabajado, hemos evolucionado a tal grado que Honduras en este momento está mejor que Costa Rica en la evaluación que nos ha hecho la OEA”.

En ese sentido, el alto funcionario subrayó que “vienen operaciones fuertes en contra del crimen en todos sus sentidos y también tienen que empezarse en este momento a deducir responsabilidades a todos los operadores de justicia, no estamos hablando solamente de policías”.

No obstante, Barnica considera que la lucha contra los narcotraficantes es todavía un combate que se ve desigual, porque el crimen organizado opera con métodos sofisticados, incluso submarinos y pagan grandes cantidades a quienes transportan la droga; Honduras apenas tiene recursos para poder incidir y no es proporcional por la cantidad de droga que pasa, indica.

Honduras en los últimos dos años ha mejorado en la incautación de droga y Estados Unidos no ha sido equitativo en el respaldo en relación a esos esfuerzos por parte de las autoridades hondureñas, aseveró.

A criterio del designado presidencial, el país necesita más respaldo en tecnología, recursos y que la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA) asigne más personal.

“Desde hace dos años digo que aquí se ponen los muertos. Pero no veo la actividad de atacar ese tema por parte de Estados Unidos. Sabemos que hay traficantes de droga afincados en Honduras; pero no vemos las opciones de que queramos irles desincentivando de que sigan invirtiendo en el país”, acotó.

Honduras no será santuario del narcotráfico

Durante una conferencia de prensa para dar detalles sobre la incautación de 20 fardos de cocaína, que venían en una avioneta que, versiones oficiales indican, se accidentó cerca de la ciudad de Catacamas, en el oriental departamento de Olancho, el director general de la Policía Nacional, Juan Carlos Bonilla, advirtió que “no vamos a tolerar que nuestro país sea un templo de los narcotraficantes”.

“Haremos esfuerzos frontales y una lucha frontal contra este tipo de ilícitos”, agregó el jefe policial quien recalcó que ya no es posible seguir permitiendo que el país siga siendo un templo de los delincuentes.

“Nosotros, posiblemente, vamos a tener que ofrendar nuestra vida, de ser necesario, para poder darle tranquilidad a nuestra sociedad, a la cual nos debemos”, acotó.

A la 1:30 de la madrugada del martes 3 de julio, la Policía recibió información sobre le invasión del territorio hondureño de una aeronave, por lo que se articularon esfuerzos de apoyo con la DEA.

En ese sentido, el equipo especial que opera en todo el país, trató interceptar la avioneta con matrícula colombiana que hizo un aterrizaje forzoso, donde resultó muerto el mecánico de vuelo y gravemente herido el piloto, ambos de origen brasileño.

Bonilla advirtió al crimen organizado y narcotráfico que se les atacará de forma frontal, para lo cual se cuenta con una fuerza desplegada a nivel nacional que será utilizada en cualquier momento que se presente una situación de la misma naturaleza.

Comenzó etapa de derribo de narcoavionetas

En relación a las recientes operaciones contra el narcotráfico, el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Ramón Custodio, reveló que la lucha contra la narcoactividad en Honduras se intensifica y ya entró a la fase de derribo de avionetas que transportan cocaína.

“Hay un cuerpo de reacción para interceptar esas avionetas, hay tres avionetas derribadas por un cuerpo mixto especial de lucha antidroga”, aseveró el ombudsman hondureño.

Aunque Honduras es signatario de tratados internacionales que prohíben el derribo de aeronaves civiles, Custodio asegura que el derribamiento de aviones se realiza con el apoyo de la DEA. “Están derribando narcoavionetas en Honduras”, recalcó.

Defensa y Seguridad rechazan los derribos

Sin embargo, el ministro de Defensa, Marlon Pascua, rechazó la versión de Custodio. “Yo puedo afirmar que las Fuerzas Armadas no están participando en ninguna acción en la cual se violente la ley o que violenten tratados internacionales”, aseveró el funcionario.

Por su parte, el portavoz del ministerio de Seguridad, Héctor Iván Mejía, aseguró que se utilizan mecanismos de comunicación y se hacen únicamente disparos de advertencia para que las aeronaves desciendan.

“Hasta este momento la información que se tiene es un aterrizaje forzoso y a esos individuos al verse acosados, no les quedó otra salida que aterrizar”, añadió Mejía quien aclaró que cuando se dispara contra los equipos de trabajo, se tiene que responder de la misma manera.

No obstante, recientemente las Fuerzas Armadas, propusieron la declaración de una zona de exclusión aérea en las zonas donde operan las narcoavionetas y que el Estado de Honduras denuncie algunos tratados internacionales que prohíben el derribo de aeronaves civiles, pero el ofrecimiento quedó como una simple iniciativa.

A principios de este año, Barnica anunció que el Poder Ejecutivo preparaba una iniciativa de ley para el derribo de narcoavionetas lo que permitiría a los aviones militares hondureños disparar contra las aeronaves que transportan drogas, en el caso que no se identifiquen o que se sospechara que cargaban estupefacientes, lo que actualmente es prohibido.

Sin embargo, Barnica explicó en esa ocasión que legislaciones sobre esa materia que existen en otras naciones se usaron como marco de referencia para elaborar el proyecto de ley que aún no se conoce en el Congreso Nacional.

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,048FansMe gusta
37,514SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img