spot_img

«Upon entry», la pesadilla de entrar en EEUU según el país de procedencia

Por:

Compartir esta noticia:

Málaga (España) «Upon entry» (La llegada), la primera película dirigida por los cineastas venezolanos Alejandro Rojas y Juan Sebastián Vásquez, ambos afincados en España, muestra la pesadilla en la que puede convertirse entrar en EEUU según el país de procedencia.

«La película trata de migraciones y de los privilegios que representan la pareja protagonista», ella española y él venezolano, y pretende «plasmar todo el terror de cruzar una frontera con un pasaporte bueno y otro malo», explica Vásquez, que presentó este viernes esta producción española en la sección oficial del Festival de Málaga, en el sur de España.

«Muestra cómo de dónde vienes y dónde te crías te puede forjar el carácter y hacerte una persona temerosa, y cómo afecta a la pareja», según el director, que para escribir esta historia junto a Rojas partió de «experiencias personales» que ambos habían vivido.

Además, al investigar sobre este tema «fue fácil llegar a muchas historias de violencia verbal y psicológica», apunta Vásquez, quien asegura que en la película «no hay exageraciones» y, al contrario, tuvieron que eliminar detalles de casos reales conocidos a través de amigos.

«Los policías hacen este proceso muchas veces al día, sacuden todo para ver lo que encuentran y te pueden cambiar la vida por un juego. Mientras que a uno le cambia la vida, para el otro es un día más en la oficina», añade.

Por su parte, Rojas apunta que el proceso de escritura fue «muy natural, al recoger experiencias reales», por lo que «todo tenía sentido y encajaba» y buscaban que «los diálogos fueran veraces y punzantes» y que el espectador «sintiera lo mismo que los personajes».

El protagonista masculino es interpretado por Alberto Ammann, quien asegura que al leer el guion se quedó «impactado» porque le «tocaba personalmente» y tenía «muchas ganas de defender a este personaje».

«Yo no soy venezolano, lo he tenido más fácil porque soy argentino y dentro de Latinoamérica se nos mira mejor, sobre todo si eres medio blanquito o medio rubito, pero no dejo de ver la realidad de la región de la que provengo», asegura el actor.

Se inspiró en un amigo de la adolescencia que es «una persona insegura frente al conflicto y se aturulla demasiado», y así construyó su personaje, en el que aparecieron «los tics nerviosos en los ojos y los movimientos de las manos» y «con una situación que le sobrepasa tanto que se pierde y empieza a dudar de sí mismo».

Su pareja en la pantalla es la española Bruna Cusí, que califica como «un regalo para los actores» un guion como este que «coloca toda la importancia en la interpretación».

«Era muy fácil y un reto a la vez, porque nuestros personajes están recibiendo información constantemente y el trabajo es la escucha y cómo reaccionar a lo que está sucediendo», según la actriz. JS

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_img
spot_imgspot_img