spot_imgspot_img

Un total de once disidentes excarcelados han llegado hasta hoy a España

Madrid – Con la llegada hoy a Madrid del disidente cubano Mijail Bárzaga asciende a once el número de ex presos políticos expatriados a España esta semana después de permanecer varios años en la cárcel por su oposición al Gobierno de la Isla.
 

Antes de mediodía llegó a la capital española procedente de La Habana Luis Milán, miembro del movimiento «Cristiano Liberación», quien salió de cuba acompañado por once familiares.

Unas horas más tarde llegó a Madrid Bárzaga con ocho familiares acompañantes.

Desde el aeropuerto madrileño, Milán y Bárzaga fueron trasladados a un pequeño hostal habilitado por la Cruz Roja en el madrileño barrio de Vallecas donde se alojan los disidentes desde que comenzaron a llegar a España el pasado martes.

En declaraciones a los periodistas en la entrada del hostal, Milán dijo que deja en Cuba «un infierno» donde no se respetan los derechos humanos y añadió que no se puede «sentir alegre» a pesar de haber sido puesto en libertad y estar en España junto a sus familiares.

El preso excarcelado expresó su escepticismo con el proceso de liberación de opositores, ya que -dijo- es «un truco, un zarpazo de lobo viejo» por parte del régimen castrista que «lo que quiere es ganar un poco de tiempo para retomar fuerza».

Bárzaga afirmó que se siente «optimista» con la liberación, ya que «puede ser un paso para la democracia».

«Estoy triste porque dejé hermanos atrás, pero pronto se reunirán con nosotros. El Gobierno de Raúl (Castro) ha dado un cambio en estos momentos, nos ha excarcelado a nosotros y tengo fe en que los hermanos que quedaron sigan viniendo o sean puestos en libertad», agregó el disidente.

El Gobierno cubano se ha comprometido a poner en libertad a 52 presos de forma gradual en un plazo de cuatro meses.

De todos ellos, veinte han expresado su deseo de viajar a España con sus familias -incluidos los que ya han llegado- y al menos diez han comunicado que no quieren abandonar Cuba, según fuentes de la disidencia en la isla.

Además de Bárzaga y Milán, desde el martes han llegado a Madrid Ricardo González Alfonso, Léster González, Omar Ruiz, Antonio Villarreal, Julio César Gálvez, José Luis García Paneque, Pablo Pacheco, Omar Rodríguez Saludes y Normando Hernández González.

Los disidentes cubanos y sus familias, un total de 77 personas, permanecerán al menos hasta el próximo lunes en el hostal madrileño Wellcome, del que algunos de los viajeros se quejaron por las «mediocres condiciones» del establecimiento.

En una rueda de prensa que ofrecieron hoy en la sede de la Asociación de la Prensa de Madrid, uno de los excarcelados, Normando Hernández, se quejó de que las condiciones de acogida no son suficientemente dignas.

«No estamos pidiendo que nos alojen en un hotel de cinco estrellas, en ningún momento; somos personas humildes, venimos de un tercer mundo. Pedimos que nos den las condiciones mínimas necesarias que necesitamos como familias para tener nuestra privacidad. Las condiciones no son las mejores», comentó Hernández.

«Si el Gobierno se ha comprometido a acogernos en España, pienso que lo más digno sea que nos den el estatus y las condiciones humanas que merecemos», aseguró el opositor cubano.

Otro disidente, Pablo Pacheco, se quejó de que, en el hostal, el baño sea compartido» o que haga «calor por las noches», aunque reconoció que ve el hostal como el «paraíso» después de haber vivido siete años con 27 personas en un celda carcelaria de unos 30 metros cuadrados.

La intención es que, en los próximos días, los disidentes se distribuyan por varias ciudades españolas en los centros que tienen Cruz Roja, el Comité Español de Ayuda al Refugiado (CEAR) y la Asociación Comisión Católica Española de Migración (ACCEM), las organizaciones encargadas de prestarles asistencia.

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_img
23,172FansMe gusta
38,148SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img