spot_imgspot_img

Titular del INA denuncia politización y mal manejo de ayudas en Santa Bárbara

Tegucigalpa – El director del Instituto Nacional Agrario (INA), Ramón Lara, denunció este miércoles que existe politización y mal manejo en la entrega de ayudas a las personas más pobres en Santa Bárbara, noroccidente de Honduras.

Lara, además confirmó que renunció a su cargo como enlace entre el gobierno central, para coordinar las acciones con la Secretaría de Salud, Policía Nacional y municipalidades, en el marco del Sistema Nacional de Emergencias (Sinager) para la zona occidente del país.

Inicialmente dijo que “conoció de irregularidades y algunas situaciones que no eran correctas, en cuanto al manejo de los bienes del Estado, asignados para enfrentar la pandemia, creamos una comisión con la presencia de todas las instituciones en la casa del gobernador -Wilman Pineda- porque ahí estaba el centro de acopió, pero a él no le gustó, entonces desconoció a esta oficina”.

Agregó que hace algún tiempo llegaron unas camas para el centro de aislamiento de personas contagiadas por COVID-19, pero llegaron a los hoteles del gobernador y no a la Región Sanitaria “pedimos que las trasladaran a las salas de aislamiento, para fortalecer la lucha contra la pandemia”.

“Al ver esos malos manejos, mejor nos apartamos, me siento incomodo de trabajar con gente que no entiende cual es la verdadera finalidad (…) No podemos estar esperando que se abra la puerta del hotel para sacar algo, además no teníamos acceso, dicen que hay alimentos, pero no podemos ir sacar nada, esos son malos manejos”, agregó.

Lara, sostiene que se siente marginado “y lo que están haciendo es un pecado y un delito; lo lamentable es que el ministro de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), Gabriel Rubí, estaba al día –informado- de esta situación, se lo dijimos 40 veces y nunca tomó una decisión, él es quien tiene autoridad”.

Además, dijo que se comunicó con el comisionado especial para la emergencia nacional, Lisandro Rosales y se comprometió en proveer ayudas para las personas afectadas por la crisis de salubridad. “Seguiré trabajando por mi cuenta, Ya oficialmente no tengo nada que ver, porque no quiero estar peleando todos los días con el gobernador y con el titular de Copeco”.

Lamentó que existan disputas y quejas entre alcaldes que se quejan que por ser de un partido político reciben menos ayudas que otros. En Santa Bárbara, el Partido Nacional, tiene 16 alcaldías, Libertad y Refundación 8, y 4 el Partido Liberal. Sin embargo, admitió que las municipalidades están haciendo sus esfuerzos por ayudar”.

Y consultados sobre algunas repercusiones que puedan darse a futuro por sus denuncias dijo: “Dios es el que sabe, yo lo único que puedo decir es que el presidente -Juan Orlando Hernández- está haciendo su mejor esfuerzo para que todo salga bien, pero no es posible que a otros niveles estén tratando de boicotear o destruir las intenciones de él”.

Externó que asume que el presidente Hernández ya está al tanto de toda esta situación, al tiempo que pidió a todos los activistas que no sigan haciendo política con las ayudas.

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,564FansMe gusta
39,915SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img