spot_imgspot_img

Suman 79 las personas quemadas por pólvora en Honduras

Tegucigalpa- Con el ingreso de al menos 10 nuevos pacientes este jueves a tres centros asistenciales del país, sube a 79 el número de víctimas de quemadas con pólvora en Honduras por fiestas de Navidad y Año Nuevo.

Las cifras de niños y adultos quemados por pólvora continúan en aumento al reportarse dos ingresos de menores en el bloque Materno Infantil del Hospital Escuela Universitario de esta capital.

Asimismo, otras cuatro; tres menores y un adulto quemados por pólvora ingresaron al hospital Mario Catarino Rivas de San Pedro Sula, norte de Honduras.

Entretanto, otros dos menores se reportan en la sala de pediatría del hospital regional Santa Bárbara Integrado, también por manipular pólvora.

Según los datos estadísticos, de los 18 departamentos del país en 12 de ellos se reportan pacientes con algún tipo de quemadura por manipulación de pólvora.

Los departamentos de Francisco Morazán (27), Cortés (29) y Copán (8) son los que presentan mayor número de pacientes quemados, sumando en total 64 personas.

De los 79 pacientes; 23 son adultos, 56 son menores, entre ellos tres niñas y 53 niños.

Tanto los menores como los adultos presentan laceraciones en sus manos u otra parte de su cuerpo tras la manipulación de la pólvora, indicó el portavoz del HEU, Miguel Osorio, al tiempo que hizo un llamado a la reflexión tanto a los padres de familia como las personas adultas a tener cuidado por lo potente de los cohetes.

Multas

El Juzgado de Policía de la alcaldía capitalina ya aplicó las primeras dos sanciones a padres de familia de menores que resultaron con quemaduras producto del uso de la pólvora en las pasadas fiesta navideñas y de fin de año.

La jueza de Policía de la alcaldía de Tegucigalpa, Miriam Reyes, detalló que son cuatro los progenitores señalados por la quema de sus hijos, dos de ellos ya se les impuso una multa monetaria de dos mil lempiras.

El expediente respectivo será enviado a la Fiscalía de la Niñez del Ministerio Público para el debido proceso, refirió.

Las multas a aplicar a los padres serán de entre mil y cinco mil lempiras basado en un estudio socioeconómico.

Advirtió que los progenitores que no acudan a la audiencia incurrirán en el delito de desobediencia administrativa.

Reyes anunció que trabajarán de la mano con las autoridades de la Asociación de Municipios de Honduras (Amhon), para controlar la venta irregular de la pólvora, agregó.

“Como bien se sabe en el Distrito Central está prohibida la comercialización de explosivos, sin embargo el producto es trasladado de lugares en donde se les permite la venta y el uso”.

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img