spot_imgspot_img

Sectores sociales y Gobierno crearán “plan de rescate” de empresas públicas

Tegucigalpa – Luego de los enormes problemas de presupuesto que ha tenido la actual administración, este jueves diferentes sectores organizados del país y representantes de los poderes Ejecutivo y Legislativo, acordaron trabajar en un plan de rescate de las empresas públicas y en la consecución de un presupuesto equilibrado para 2013.
 

En la reunión participaron representantes de las centrales obreras, organizaciones campesinas, sociedad civil, sector empresarial, Colegio Hondureño de Economistas (CHE), diputados al Congreso Nacional y funcionarios del Gobierno.

En ese sentido, la designada presidencial, María Antonieta Guillén, quien también es coordinadora del Gabinete Económico, indicó que todos los sectores coincidieron que la medida adoptada por el Congreso Nacional en el sentido de posponer la aprobación del Presupuesto General de la República para 2013 hasta enero próximo, es muy acertada ya que se da más apertura para revisar las partidas presupuestarias y hacer propuestas sobre un plan de rescate de las empresas públicas.

Añadió que en la reunión se acordó que desde hoy (jueves) hasta el próximo 20 de enero, se hará una revisión congruente del presupuesto que sea congruente con los objetivos de país y en ese sentido, los sectores ven con buenos ojos, las medidas para un mayor control del gasto público y mejorar la recaudación tributaria.

Indicó que también hay coincidencia en que se necesita del consenso entre todos los sectores para impulsar medidas como la racionalización en la entrega de subsidios y exoneraciones, eficientar la estructura presupuestaria y concentrar los esfuerzos en inversiones estratégicas especialmente para favorecer al sector de las micro, pequeñas y medianas empresas (MIPYMES).

La funcionaria señaló que las ideas de los diferentes sectores serán presentadas ante el Congreso Nacional para ser incorporadas al proyecto de presupuesto, pero se continuará trabajando en un gran acuerdo nacional social y económico que conduzca a un pacto fiscal.

Guillén reconoció los problemas estructurales que adolece el país y por eso, la idea es plantear soluciones poniendo primero los intereses de país.

Reacciones variadas

Por su lado, el vicepresidente del Congreso Nacional, Ramón Velásquez Nazar, manifestó que se trata de problemas de nación, derivados de la crisis internacional y los problemas locales y por lo tanto, esa situación involucra a todo el Estado y en ese sentido, se deben incluir todos los sectores para llegar a acuerdos consensuados sobre lo que debe hacer.

Destacó que el principal problema en el presupuesto es el enorme peso que representan las empresas públicas y por eso es necesario aprobar un plan de rescate donde se asignen los recursos necesarios para salvar esas instituciones, pero lo importante es que todos los sectores estén comprometidos en ese objetivo y volver a los tiempos en que esas compañías trasladaban recursos el Estado para financiar los programas sociales.

De su lado, el representante del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Santiago Herrera, manifestó que el sector empresarial ha estado revisando con preocupación el presupuesto para 2013, presentado por el Ejecutivo ante el Congreso Nacional.

En ese sentido, calificó como muy importante el espacio o compás que ha dado el Congreso Nacional y el Gobierno para poder dialogar con diferentes sectores y analizar con detenimiento y tratar de introducir aquellos cambios fundamentales para el país.

Agregó que esos cambios fundamentales deben estar enfocados a una sostenibilidad y estabilidad en la política fiscal, un presupuesto balanceado, transparente y financiable y un manejo de la deuda interna que debe contar con una estrategia de largo plazo.

Señaló que el gasto social de calidad, es fundamental para la estabilidad social del país así como la generación de recursos en materia de inversión pública que es esencial para garantizar el crecimiento de la economía así como el rescate de las empresas públicas que son primordiales en la prestación de servicios.

En ese sentido, aseguró que el sector privado está comprometido con el presupuesto, no sólo por el aspecto fiscal sino que para que sea un instrumento de desarrollo.

Por su parte, el dirigente sindical Miguel Aguilar, agradeció la invitación a nombre de las centrales obreras para poder participar también con sus aportes a consensuar un plan para rescatar las empresas públicas que reconoció que atraviesan por una situación difícil, aunque aclaró que no es por culpa de los trabajadores.

Aseguró que hay una propuesta para manejar las empresas públicas bajo un modelo propio, pero sin seguir socando la faja a los trabajadores.

Entretanto, el ministro de Finanzas, Wilfredo Cerrato, indicó que el país se encuentra ante grandes retos y la única forma de enfrentarlos, es con la participación proactiva de todos los sectores.

Agregó que se trabaja de manera coordinada con el Congreso Nacional para presentar un proyecto de presupuesto transparente y efectivo y el lapso que se ha dado para su aprobación representa una oportunidad para hacer cosas diferentes en las empresas del Estado que afrontan problemas.

En ese sentido, se ha pedido presentar ideas para rescatar las empresas públicas y volverlas eficientes y reducir los problemas financieros del Estado y los fondos sean canalizados hacia la inversión social.

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,172FansMe gusta
38,593SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img