spot_img
spot_imgspot_img

Se esperaba conflictividad, pero no en la magnitud, ni con los actores que se ha dado, dice exrectora de la UNAH

Por:

Tegucigalpa – Los primeros 100 días del gobierno es notorio que la conflictividad social ha estado a la orden del día, «lo que hemos visto en estos meses de la gestión de la presidente Xiomara Castro, es una situación que la esperábamos, pero no en la magnitud ni con los actores que se ha dado», planteó la socióloga Julieta Castellanos.

Ha llamado la atención que son precisamente sectores de Libertad y Refundación, los que han protagonizado la mayoría de las protestas, primero porque los colectivos declaran una ruptura con el Partido Salvador Honduras, lo que puede ser hasta comprensible porque la alianza se dio de forma rápida y no se definieron bien las fronteras de poder opinó la exrectora de la UNAH.

No obstante, lo que no se esperaba es que Libre rivalizara entre ellos, sobre todo por demandas laborales, que se han visto más marcadas en la Secretaría de Salud,  

“Esa secretaría por el momento está mucho más acicateada, con los colectivos porque el señor ministro no es del Partido libre y también lo que hemos visto en este caso es que hay sectores en libre que no aceptan la alianza de oposición”, señaló.

En ese sentido, se ha visto que los colectivos de Libre no han cesado en sus reclamos, que muchas veces han ido más allá, y se han dado principalmente en hospitales, Secretarías de Estado y otras dependencias del Estado, exigiendo contrataciones o destituciones.

Escenario de confrontación

“Hemos visto también en el Congreso Nacional, ese escenario de violencia, ese escenario confrontativo, ofensivo, donde no son las ideas las que se debaten, sino que la descalificación y la ofensa”, complementó Castellanos.

Consecuentemente, señaló que ese comportamiento de los que dirigen el país, ese estilo de confrontación es trasladado a las bases y entonces se crea ese ambiente de violencia.

Ese comportamiento debe ser señalado independientemente de cualquier partido o líder político, resaltó.

Luego Castellanos, analizó que las diferencias en Libre, también se deben a que ese partido está integrado por diferentes facciones, como se recordará participó con nueve grupos en elecciones internas, lo que significa que ahí hay unos intereses muy fuertes.

De igual forma se reprocha que incluso diputados del Congreso Nacional se estén integrando a los colectivos en busca espacios laborales incluso con actos violentos.

Finalmente, la exrectora de la UNAH, anotó que los actores, principalmente a niveles de autoridades tanto del Ejecutivo como del  Legislativo deben encontrar puntos de entendimiento, para que no se vea ese ambiente de enfrentamientos constantes. LB

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_imgspot_img