spot_imgspot_img

Presidente de pacientes renales se declara en huelga de hambre por maltrato a enfermos

Tegucigalpa – Amarrándose con cinta que sirve para asegurar escenas del crimen, el presidente de la Asociación de Pacientes Renales, Daniel Mairena, ha iniciando este jueves una huelga de hambre en protesta por el maltrato que están recibiendo los enfermos nefríticos, justamente en el portón principal de entrada a la Secretaría de Salud en el centro de la capital.

Mairena recriminó que la empresa Diálisis de Honduras, ha reducido de tres a dos veces por semana las sesiones de diálisis lo que está provocado que muchos pacientes estén falleciendo durante la pandemia del coronavirus.

“Hoy empiezo una huelga de hambre, ya llevamos más de dos meses que los pacientes están falleciendo, a los compañeros la empresa Diálisis de Honduras les ha quitado una diálisis y siguen muriendo por falta de tratamiento, entonces, decidimos que ya basta, hemos hablado con ella de buenas, hemos entrado en pláticas y nos deja como una buena política, aquí me amarro el día de hoy, mis compañeros me van a traer una cadena y unas banderas porque hoy empiezo una huelga de hambre hasta que se restablezcan las tres diálisis”, argumentó.

El dirigente de los pacientes renales demandó también un mejor trato para los pacientes internos en el Seguro Social ya que aunque entienden que con la pandemia hay escasez de personal de enfermería se debería permitir la presencia de un familiar para asistir a los enfermos nefríticos contagiados con COVID-19.

Aseguró que a los pacientes muchos de los cuales están ciegos y padecen de diabetes, los amarran, los dejan que se hagan pupú y no les dan de comer, lo que está provocando que se mueran. “Si eso pasa en el Seguro Social, imagínese lo que pasa en el Hospital Escuela”, comentó.

Indicó que a los pacientes con diálisis peritoneal que se encuentran en el tercer piso del Seguro Social, les fueron a meter personas contagiadas con COVID y ya van 14 muertos en esa sala.

Mairena aseveró que van más de 200 pacientes renales los que ha fallecido sin tomar en cuenta los que han muerto en Choluteca, La Ceiba y Copán de donde no tienen un reporte.

Detalló que en el Seguro Social hay 70 pacientes renales contagiados con coronavirus de los cuales se han recuperado 10 y 14 han muerto.

Ante esa situación, la ministra de Salud, Alba Consuelo Flores, aseguró que “nosotros recibimos hace una semana la queja que se había detenido el tratamiento de tres sesiones de diálisis, hablamos con la empresa, convocamos la empresa y la empresa lo primero que nos informó es que se le habían infectado más de 300 recursos humanos y eso había detenido que en algunos pacientes previo a evaluación, le habían detenido una sesión”.

Sin embargo, se le ayudó buscando los recursos humanos para que los contrataran y de nuevo se reactivó, indicó la funcionaria quien agregó que “nosotros como Secretaría de Salud hemos mandado a hacer inspecciones, nos hemos unido con derechos humanos para estar pendientes con la Secretaría de Derechos Humanos, tenemos una reunión semanal con la empresa, y ellos ya han reactivado las tres sesiones de diálisis”.

Afirmó que ya se ha retomado la actividad y el día de ayer ya se fue a ver también un local para poder recibir los pacientes infectados de COVID-19 y que puedan ser dializados en otro sitio, para lo cual ya se está trabajando en eso.

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,504FansMe gusta
39,560SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img