spot_img

Perú reportó más de 5,380 mujeres desaparecidas y 137 feminicidios en 2022

Por:

Compartir esta noticia:

Lima – Perú registró más de 5,380 notas de alerta por mujeres desaparecidas en 2022, la mayoría de ellas niñas y adolescentes, y un total de 137 feminicidios y 111 tentativas, informó este miércoles la Defensoría del Pueblo.

En su reporte «¿Qué pasó con ellas?», este organismo autónomo detalla que, de enero a diciembre del año pasado, el país andino reportó un total de 5.381 notas de alerta, tramitadas después de la denuncia, por mujeres desaparecidas, de las cuales 1.821 eran adultas (34 %) y 3.560 niñas y adolescentes (66 %).

Esta cifra, un 9,7 % inferior a la registrada en 2021, supone que cada 97 minutos una mujer es reportada como desaparecida en el país andino.

El informe agrega que, durante 2022, la Policía Nacional de Perú (PNP) contabilizó originalmente 11.524 denuncias de mujeres desaparecidas, pero solo 5.558 fueron ubicadas, lo que corresponde al 48 % del total.

«Ante esta situación, urge que se fortalezcan las acciones de búsqueda de las víctimas y las acciones interinstitucionales que permitan un apoyo permanente a las familias de las mismas», pidió la Defensoría en un comunicado.

Su reporte alerta, además, que de enero a diciembre se produjeron 137 feminicidios, en 22 (16 %) de los cuales las víctimas habían sido reportadas previamente como desaparecidas.

Asimismo, señala que a lo largo del año pasado Perú registró 51 muertes violentas y 11 tentativas de feminicidio, luego de cerrar diciembre como uno de los meses con mayor número de afectaciones a la vida de las mujeres, con un registro de 13 feminicidios, 5 muertes violentas y 7 tentativas.

Estos datos, según la Defensoría, «evidencian que las diversas medidas enfocadas a prevenir esta forma de violencia extrema no están siendo efectivas».

En marzo pasado, el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer de Naciones Unidas denunció la situación de niveles muy altos de violencia contra las mujeres en Perú, así como la discriminación que sufren para acceder a la Justicia.

En el país andino, los CEM y la línea 100 atienden a todas las víctimas de violencia machista las 24 horas del día, al igual que el denominado Chat 100, un servicio personalizado y confidencial por internet y en tiempo real, que atiende a personas afectadas por la violencia familiar o sexual.

La violencia contra mujeres y niñas es una violación grave de los derechos humanos y el derecho de las mujeres a vivir sin violencia está recogido en acuerdos internacionales.

En el ámbito mundial, solo el 40 % de las mujeres busca ayuda tras sufrir violencia, lo que obliga a las instituciones a promover políticas de prevención y ayuda. JS

spot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img