Tegucigalpa – Los dirigentes obreros decretaron hoy una huelga general, aunque no definieron la fecha.
 

Portavoces del movimiento sindical anunciaron la decisión a la prensa, aunque no detallaron en qué fecha realizarán la protesta.

Los obreros exigen al Gobierno la aprobación del salario mínimo de los trabajadores no organizados.

El ministro del Trabajo, Felicito Ávila, dijo que estudian el impacto del aumento al salario en el estatuto del Docente.

Un uno por ciento de aumento tiene un impacto de 180 millones de lempiras que sería aplicable al estatuto del docente, dijo el funcionario.