spot_imgspot_img

Monseñor Garachana, sobre ZEDEs ¿Qué hay detrás de la aprobación de esta ley, qué intereses económicos?

Tegucigalpa- Luego de la presentación del pronunciamiento oficial de la Conferencia Episcopal, monseñor Ángel Garachana, brinda mayores detalles y señala que la pregunta de fondo en el tema de las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico (ZEDEs), sería ¿Qué hay detrás de la aprobación de esta ley, que intereses económicos?, son los que prevalecen para los más poderosos.

-Se debe seguir insistiendo en la derogación de las ZEDEs

– No bastan los pronunciamientos, debe haber otras acciones como los recursos de inconstitucionalidad

– Hay sometimiento de la Corte Suprema de Justicia

– Los diputados son la voz del pueblo y deben derogar una ley que nunca debió ser aprobada

El religioso remarcó que detrás de las ZEDES hay un interés político y económico que están siendo escondidos no para favorecer a los pobres sino a los más poderosos, no se busca un modelo integral de desarrollo sino a favorecer a unos cuentos y eso no es bueno, justo ni correcto para el país.

“Nos preocupa que se presentan como zonas de desarrollo del país, con lo que no estamos de acuerdo”, manifestó.

Seguidamente, monseñor Garachana, confió que, en el diálogo con los obispos, se han preguntado quién está detrás y cuáles son los intereses que prevalecen en esta ley, “y no tenemos una respuesta, pero si la sospecha de quién está detrás de este proyecto y están respondiendo a otros intereses económicos de Honduras y de fuera del país, intereses económicos de los más poderosos”.

Este modelo de desarrollo es un modelo de lo que llamamos el neoliberalismo, que busca precisamente incrementar la brecha entre ricos y pobres, y no se da un verdadero desarrollo integral del país “No creo que el modelo del desarrollo de Honduras vaya por este camino”, prosiguió el obispo.

La rebelión pacífica debe darse para exigir derogación de las ZEDEs

No podemos dejar de pedir que esta ley de las ZEDEs sea derogada, y no se puede dejar que este tema se olvide.

El obispo de la Diócesis de San Pedro Sula, señaló que en vista de que no hay voluntad política para derogar la ley de las ZEDEs, la población y todos los sectores deben insistir, pero bastan los pronunciamientos y estuvo de acuerdo en que debe haber una rebelión, pero siempre debe prevalecer la forma pacífica.

“Hay muchas formas de rebelión, en primer lugar, que no sea una rebelión violenta, – porque yo no defiendo mis derechos violentando los intereses de las otras personas- pero hay tantas formas de manifestaciones continuas que expresan esa rebeldía, ese rechazo del pueblo esa actitud de rechazo de que no queremos y en este sentido creo que cada vez más el pueblo hondureño está como despertando”.

A renglón seguido anotó “por ahí podría venir un camino cada vez más fuerte que el pueblo expresa en formas pacíficas a las que se tiene derecho, no bastan los pronunciamientos hay que insistir presentando también en la Corte Suprema, recursos de constitucionalidad”.

CSJ debe actuar con independencia

Monseñor lamentó que haya “sometimiento” en la Corte Suprema de Justicia en este tema porque están avalando algo que es contraproducente a los intereses del país.

“Es evidente que hay sometimiento de la Corte Suprema de Justicia, al Poder Ejecutivo y estamos viendo muchos ejemplos de este sometimiento de la Corte Suprema de Justicia, entonces lo que estamos pidiendo es que realmente ya tengan una independencia; que no se sometan y ni al Poder Ejecutivo ni al Legislativo, con esta aprobación de la ley de las ZEDEs , que los recursos de inconstitucionalidad, que se presenten, los reciban con total independencia”.

Lección para políticos

El líder religioso recordó a la población que es periodo de elecciones y que es una oportunidad para reflexionar el voto, hay que saber elegir y dar una lección a los políticos, porque no se puede dar el voto a los mismos, para que sigan haciendo lo mismo y no beneficien en nada al pueblo.

Se insiste que el Congreso Nacional debe derogar ZEDEs

Monseñor, remarcó la petición hecha en el pronunciamiento público de la Conferencia Episcopal, al solicitar exclusivamente al Congreso Nacional, derogue la ley porque hay claras evidencias que es violatoria a la Constitución de la República.

Los argumentos expuestos en contra de las ZEDEs son hechos por expertos e instituciones serias conocedoras de la ley y su aplicación y se ha determinado la violación de artículos pétreos de la Constitución de la República.

“La ley afecta a todo lo que se refiere a la defensa de la soberanía y la integridad de la patria y la forma de gobierno”, insistió.  

En el fondo entonces se está violentando lo que es la Constitución en cuanto expresa la soberanía nacional la forma de gobierno y se está violentando también el derecho de los pueblos a su autodeterminación, el derecho a la propiedad de los bienes y territorios que ya tienen desde generaciones”.

“El Congreso Nacional ingresó desde el 2013 el proyecto y aprobó esta ley de las ZEDEs lo que no tenía que haber hecho, no debió haber hecho, y no podía haber, hecho; lo que pedimos es que lo que hizo malo lo derogue”. LB

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,502FansMe gusta
39,476SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img