spot_imgspot_img

Kiki Bertens da la sorpresa al vencer a Angelique Kerber

Redacción deportes – La holandesa kiki Bertens, que acudió a las Finales WTA de Singapur tras la baja de la rumana Simona Halep, dio la sorpresa este lunes al vencer a la alemana Angelique Kerber, finalista hace dos años, mientras que la americana Sloane Stephens impuso su experiencia ante la japonesa Naomi Osaka, en el duelo de las dos últimas ganadoras del US Open.

Bertens, la jugadora que más ha progresado este año en el circuito, campeona en Charleston, Cincinnati, y Seúl, acudió a Singapur a última hora tras la baja de Halep por una hernia discal, y venció a Kerber por 1-6, 6-3 y 6-4 vengando su derrota ante la germana este año en Roland Garros.

Antes, Stephens derrotó a Naomi Osaka por 7-5, 4-6 y 6-1, ambos partidos del Grupo Rojo, disputados con un gran desgaste físico en los dos. El triunfo de Bertens en dos horas y el de Stephens en dos horas y 24 minutos.

Kerber llegó a anotar siete juegos consecutivos ante la discípula de Raemon Sluiter, pero no supo gestionar luego el encuentro, a pesar de las 12 dobles faltas de la holandesa, que se fue creciendo a medida que avanzaba el duelo.

Una volea final certificó la victoria de Bertens después de un último set frenético, que discurrió como una montaña rusa, y en el que hubo siete roturas de servicio. Bertens logró mantener el suyo en el décimo y vencer a la campeona de Wimbledon este año.

La jornada, presentó a tres jugadoras que debutaban en un Masters, Stephens, Bertens y Osaka, y esta última pagó más que nadie la novatada de disputar el torneo que cierra la temporada, acompañando a las otras siete mejores del mundo.

Stephens y Osaka, lucharon hasta la extenuación, con grandes intercambios desde el fondo de la pista, pero la estadounidense de de 25 años, cuatro más que su rival, impuso su experiencia y logró la segunda victoria sobre la campeona en Nueva York este año, a la que rompió el saque en siete ocasiones.

A pesar de que el público de Singapur se decantó a favor y descaradamente por Osaka, Stephens logró hacerse con su primera victoria este año en Singapur, todo después de que entregara el segundo set con una doble falta que pareció hundirla.

La japonesa también le hizo este regalo, cuando presionada en la segunda bola de partido, le tembló el brazo en el último punto del encuentro. Ambas rivalizaron en ese apartado, la japonesa cometiendo 4 de ellas, y la estadounidense seis.

Stephens rompió el servicio de la nipona siete veces, y disfrutó en total de 19 puntos de rotura. A la japonesa le pesó los 46 errores no forzados que cometió.

«Tenia que jugar a mi mejor nivel si quería batirla, y sobre todo aprovechar mis oportunidades», dijo Stephens, «creo que jugué un gran encuentro desde el principio hasta el final

«Muchas gracias a todos por apoyarme durante el encuentro de hoy», comentó luego Osaka en las redes sociales, «hice todo lo que pude para agradeceroslo, y espero que un día os lo pueda devolver», añadió. 

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,172FansMe gusta
38,596SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img