spot_imgspot_img

Empresarios mantienen apoyo en zonas devastadas por ciclón Eta

Tegucigalpa – En los tiempos duros que vive Honduras este 2020, el sector privado se ha sumado en los trabajados para atender a los más necesitados, a fin de que los mismos reciban lo mínimo en estos momentos de angustia y dolor por los golpes dados por la naturaleza y que en miles de casos ha desprovisto   de todo lo material a los hogares del sector norte del país.

Ceal-Hn, Cohep y otras gremiales se han colocado en la primera línea para atender a los más afectados por el potente ciclón que devastó gran parte del país.

El Consejo Empresarial para América Latina capítulo Honduras (Ceal-Hn, el Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) y otros gremios que representan al sector empresarial, han destinado recursos, voluntarismo y se mantienen sumando cada vez más esfuerzos a las tareas de rescate y ayuda alimentaria y humanitaria para los miles de personas que lo han perdido todo tras el paso de la tormenta tropical Eta.

La tormenta ha devastado el Valle de Sula, así como otras zonas del país como Santa Bárbara, Colón, Atlántida, Yoro y ha provocado daños en diversas zonas.

Dos millones de hondureños están afectados por la tormenta tropical y decenas de miles se encuentran fuera de sus hogares, que han sido destruidos tras el paso de las aguas desbordadas de los ríos.

Los empresarios hondureños y las empresas nacionales y extranjeras proveen de 6 mil platos de comida diaria para los damnificados que se encuentran en albergues. También se ha proporcionado 13 mil botellas de agua, ya que el servicio se ha visto afectado en las zonas afectadas por el paso de la tormenta.

Igualmente se ha dotado de 6 helicópteros para las tareas de rescate de personas, especialmente de infantes y personas mayores, que se encuentran aisladas en los techos de las casas.

El trabajo con los lancheros voluntarios y con otras organizaciones ha sido permanente.

Igual cada día más empresas que trabajan en rubros especializados siguen aportando sus esfuerzos a través de sus organizaciones madres que coordinan el esfuerzo en el que las cámaras de comercio son parte operadora directa.

Directivos de Ceal y del Cohep, así como de las cámaras y otras organizaciones del sector, están presentes en las zonas de contingencias y dirigen las operaciones de ayuda mientras otros de sus miembros hacen gestiones que posibilitan llegar a los que más necesitan.

La actividad empresarial en tiempos de emergencia es un mensaje para la unidad de Honduras, especialmente en estos tiempos de crisis.

La misión de la iniciativa privada en estos momentos es servir y apoyar a las familias hondureñas que han sido duramente golpeadas por la crecida de los ríos, que han perdido sus hogares, se encuentran en albergues y muchos no tienen en estos momentos un sitio a donde regresarán.

Pero la comunidad empresarial forma parte de la visión nacional que juntos se saldrá adelante.

Previamente y durante el inicio de la pandemia del COVID-19, el sector empresarial también se sumó a las tareas de ayudar con material de bioseguridad a los hospitales, así como a las comunidades afectadas.

Igualmente entregó raciones alimenticias a las personas que las requerían, ya que muchas se quedaron sin ingreso al decretarse un confinamiento a fin de evitar la propagación del virus.

En estos eventos que han golpeado Honduras el presente año, el sector empresarial ha estado al lado del pueblo, aportando recursos y proveyéndolos de materiales que alivien la pesada carga. (ag)

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_img
23,172FansMe gusta
38,211SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img