spot_imgspot_img

Conadeh advierte consecuencias de no cumplir compromiso en caso agentes especiales

Tegucigalpa – El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres, dijo este sábado que el “Acta de Compromiso”, que le puso fin al conflicto ocurrido al interior de la Policía Nacional, el pasado 20 de junio, debe ser cumplida jurídica y éticamente como responsabilidad nacional y advirtió que de no hacerlo habría implicaciones internacionales para el Estado de Honduras.

– Se anunció que 92 agentes de la Dirección Nacional de Fuerzas Especiales, involucrados en actos de protestas en sus instalaciones, serían sometidos a audiencias de descargo por la Dirección de Asuntos Disciplinarios Policiales (DIDADPOL), un órgano desconcentrado que depende jerárquicamente de la Secretaría de Seguridad.

El Estado de Honduras debe cumplir de buena fe el “Acta de Compromiso” firmada, en junio pasado, por varios oficiales en representación de la Secretaría de Seguridad y del Alto Mando de la Policía Nacional.

“Es un compromiso que adquiere categóricas dimensiones jurídicas y éticas, porque es un acuerdo de cumplimiento efectivo de los deberes del Estado con respecto a la protección y respeto de los derechos humanos de los ciudadanos que integran la escala básica de la Policía Nacional”, explicó.

Agregó que el Acta fue firmada voluntariamente, de forma pública y ante los medios de comunicación, por los representantes de la Secretaría de Seguridad y Policía Nacional y los miembros de la escala básica de la Policía Nacional que estuvieron en protesta.

Indicó que, a solicitud de ambas partes, el Conadeh asumió la calidad de garante de dichos acuerdos, y que se debe cumplir con lo ahí suscrito porque, además de los compromisos para hacer efectivos derechos humanos de los policías, se empeñó la palabra de honor, la ética y el prestigio de las instituciones y personas que lo suscribieron.

Destacó que la comunidad internacional ha valorado positivamente esos compromisos por confirmar el respeto a los derechos humanos de las personas que prestan servicios, como policías, a las comunidades.    

El Defensor del Pueblo, en su condición de garante de los compromisos contraídos en dicha Acta, insta al titular de la Secretaría de Seguridad, a que instruya, a quien corresponda dentro de la estructura de esta Secretaría de Estado y sus dependencias, a que cumpla de buena fe con los compromisos contraídos y se evite cualquier acto de represalia contra los policías que ejercieron el derecho de protesta.

Desde la firma del acuerdo, el 20 de junio, el Conadeh da seguimiento al cumplimiento del Acta de Compromiso que le puso fin al conflicto interno en la Policía Nacional. Conflicto que preocupó al pueblo hondureño, causó incertidumbre social y temor de acciones de violencia de consecuencias impredecibles.

En representación de la Secretaría de Seguridad y de la Policía Nacional, el acta fue firmada por oficiales del alto mando como el Comisionado General Orlin Cerrato, Inspector General de la Policía Nacional; el Comisionado de Policía Leonel Sauceda Guifarro, director de Recursos Humanos de la Policía Nacional; y el Comisionado de Policía José Jair Meza, portavoz de la Secretaría de Seguridad.

Según el Ombudsman hondureño, el Conadeh recibió de buena fe, antes, durante y después de la reunión donde se firmaron los compromisos, a los oficiales de policía que manifestaron reiteradamente tener la representación legítima de la Secretaría de Seguridad y de la Policía Nacional, y, por ello, los policías de la escala básica accedieron al diálogo.

Dicha Acta contiene nueve cláusulas, en una de las cuales la Secretaría de Seguridad y la cúpula de la Policía Nacional se comprometieron a “no realizar procesos de sanciones disciplinarias o persecución laboral en contra de los policías que ejercieron su derecho constitucional de petición en el marco de dicho conflicto”.  

92 policías sometidos
a audiencias de descargo

Se anunció que 92 agentes de la Dirección Nacional de Fuerzas Especiales, involucrados en actos de protestas en sus instalaciones, serían sometidos a audiencias de descargo por la Dirección de Asuntos Disciplinarios Policiales (DIDADPOL), un órgano desconcentrado que depende jerárquicamente de la Secretaría de Seguridad.

A través de un comunicado, la DIDADPOL considera que el Acta de Compromiso suscrita entre representantes de la Secretaría de Seguridad y el Conadeh no es vinculante para ellos por ser una institución desconcentrada, con autonomía técnica, administrativa, financiera y operativa, a cargo de investigar las faltas muy graves y graves en que incurran funcionarios y empleados de la Secretaría de Seguridad y miembros de la Carrera Policial.

El Conadeh destaca los artículos 15 y 31 de la Ley Orgánica de la Secretaría de Seguridad y de la Policía Nacional que señalan que la DIDADPOL es una dependencia desconcentrada y que ésta debe actuar conforme al principio de unidad de mando, que refleja la voluntad unificada en sus acciones y decisiones institucionales y que comprende o vincula legalmente al Secretario de Seguridad y a los miembros de la Policía Nacional en las decisiones y compromisos que suscriban.

De acuerdo al artículo 43 reformado de la Ley General de la Administración Pública, el órgano desconcentrado dependerá jerárquicamente de un órgano central, que les atribuye competencia propia, por lo que, en este caso, DIDADPOL depende de la Secretaría de Seguridad.

En consecuencia, DIDADPOL es una dependencia desconcentrada de la Secretaría de Seguridad, por lo cual no tiene jurídicamente independencia orgánica, ni personalidad jurídica propia, ni puede actuar como una institución descentralizada ni autónoma, de acuerdo a la Ley General de la Administración Pública de Honduras, por lo que sí está sujeta a los compromisos que contraiga el titular de la Secretaría de Seguridad o sus representantes.  

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_img
23,127FansMe gusta
37,889SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img