spot_img

Cohep no cree que nuevo Presupuesto de la República priorice en educación, salud y seguridad

Por:

Compartir esta noticia:

Tegucigalpa – El Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) no cree que el nuevo Presupuesto General de Ingresos y Egresos de la República periodo 2022-2023 priorice en temas como educación, salud y seguridad.

Esa es una de las principales conclusiones a las que llegó el sector privado en un análisis financiero del nuevo Presupuesto que se aplicará en el país centroamericano el siguiente año.

“Hacemos un llamado de cautela en la forma en que se va a ejecutar 234 mil millones de lempiras que representa el presupuesto de la Administración Central ya que no miramos que se priorice los servicios de salud, educación y de seguridad que son los tres principales que tienen hoy los hondureños, en comparación al gasto que se destina para que opere la burocracia gubernamental que asciende a 90 mil millones de lempiras para 2023”, expresó el oficial de la Gerencia de Política Económica del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Alejandro Kafati.

Desglosó que en el nuevo presupuesto se destinan 26 mil 685 millones de lempiras al sector salud, 39 mil 35 millones de lempiras para Educación y 29 mil 398 millones de lempiras para defensa y seguridad.

Las anteriores cifras relativamente bajas respecto a los 90 mil 89 millones de lempiras aprobados para servicios públicos generales, en otras palabras para sostener la burocracia.

Cabe señalar, que el nuevo Presupuesto de la nación centroamericana se cifra en 392 mil millones de lempiras.

Lo anterior refleja que el Presupuesto General de Ingresos y Egresos de la República creció en 200 % en los últimos 10 años al pasar de 131 mil millones en 2013 a 392 mil millones en 2023.

Para el sector privado existe preocupación por la meta de recaudación de ingresos tributarios que sufrirá un aumento del 21 % al pasar de 118 mil millones 959.99 lempiras a 144 mil millones 236.70 lempiras.

“Pedimos cautela en el tema de recaudación de ingresos porque sabemos que es la base para la formulación presupuestaria y para la ejecución del gasto, creemos que 144 mil millones de lempiras como meta de recaudación está sobrestimado y las condiciones nacionales e internacionales no dan para alcanzar esta meta”, manifestó Kafati en una conferencia de prensa ofrecida en Tegucigalpa en la que además participó el gerente de Política Económica, Santiago Herrera y el oficial de política económica, Obed García.

“Creemos que tanto la estimación de ingresos como de datos podría quedarse corta en el próximo año y eso generaría problemas para las autoridades nacionales al querer implementar políticas públicas ya sea para la reactivación económica o para poder atender los problemas sociales de ese 75 % de la población que está pobreza o pobreza extrema”, continúo.

Con base en lo anterior el Cohep vertió una serie de recomendaciones entre las que destaca:

Tanto los actores económicos del sector público como del privado en Honduras deben estar al tanto de lo que está sucediendo a nivel mundial y, sobre todo en Estados Unidos, en temas económicos, para estar preparados con acciones y políticas ante los aumentos de las posibilidades de recesión.

Asimismo, las autoridades deben asegurar equilibrar una política monetaria para preservar la estabilidad de precios, conservar las reservas internacionales, mantener la recuperación de las principales actividades económicas y consolidar una política fiscal que pueda ayudar a la economía a adaptarse a situaciones volátiles y recuperarse de situaciones adversas a través de la inversión en capacidad productiva, competitividad y capital humano.

Es recomendable, además, que se prioricen los gastos productivos necesarios para potenciar la capacidad productiva del país y la generación de riqueza para todos, sin embargo, eso implica descartar gastos innecesarios como los servicios personales en instituciones supernumerarias y aquellas cuya productividad y valor social sea nulo, recomendó el sector privado en un documento que ya fue entregado a personeros del gobierno.

Se debe dejar previsto en el presupuesto 2023 los fondos necesarios para cancelar la deuda flotante con instancias públicas y privadas a fin de no distorsionar las prestaciones de servicios en el sector público y privado del país.

Es importante recordar que el Gobierno de la República no debe seguirse financiado con recurso de las Reservas Internacionales dado que se debilita la posición externa debilitando la posición financiera del Banco Central de Honduras (BCH) lo que limita el espacio de respuesta en un contexto de recesión y elevada incertidumbre, destacó el Cohep.

PPT-Presupuesto-2023-14-de-noviembre

spot_img
spot_imgspot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img