Cardenal Rodríguez pide desechar campañas para destruir la familia y aboga por fortalecer este vínculo

Tegucigalpa – “Las campañas de opinión anti familiares han sido un pilar fundamental para la destrucción de la familia”, señaló este sábado el Cardenal Óscar Andrés Rodríguez, al tiempo que llamó a los hondureños a fortalecer este vínculo para construir una mejor nación.
 

El alto jerarca de la Iglesia Católica, dio las declaraciones en la inauguración de una campaña para el fortalecimiento de las familias que se llevó a cabo este día en el parque central de Tegucigalpa.

La campaña va encaminada al fortalecimiento de las familias hondureñas como impulsora de los valores morales y espirituales.

En su intervención el Cardenal Rodríguez dijo que las familias siempre serán el lugar privilegiado para la formación de la persona y de la sociedad hondureña; “La experiencia lo demuestra, el conjunto de las civilizaciones, la cohesión de los pueblos depende sobre todo de la calidad humana de las familias”.

“Una sociedad en donde crece tristemente el número de los que no tienen familia, la educación se hace cada vez más difícil y al mismo tiempo la transmisión de una cultura popular, modelada y enriquecida por el evangelio”, señaló.

Agregó que la situación personal es dolorosa por lo que merecen comprensión, caridad y solidaridad, pero en ningún caso se debe de presentar como modelo de vida social, porque es un trágico fracaso del núcleo familiar.

El líder católico indicó que “las campañas de opinión, políticas y modelos anti familiares son otros datos que destruyen la familia, por eso es urgente formar una comunidad de vida, de amor y en donde los esposos asociándose al creador constituyan la mejor aportación cultural de las familias cristianas, es lo mejor que se puede dar en la sociedad”, argumentó.

En ese sentido, dijo que “la madre iglesia acompaña a las queridas familias en esa tarea tan bella, conscientes que son la primera escuela de vida y de valores”.

A criterio de la máxima autoridad católica en el país, una niña y un niño que crece en una familia educada en valores serán ciudadanos útiles para la sociedad y con el firme objetivo de construir una mejor Honduras y una mejor iglesia.

“Por eso les invito a que vivan este mes del matrimonio y la familia con mucha intensidad y que esta campaña, con un esfuerzo grande para que se pueda ir repotenciando una cultura de la familia en Honduras, será una gran contribución para la paz”, sostuvo.

Felicitó a las familias que este mes han recibido la unión matrimonial por parte de las alcaldías, a quienes invitó a dar el paso siguiente “si quieren que sea una sagrada familia y recibir el sagrado sacramento del matrimonio”.

Lo + Nuevo

22,638FansMe gusta
34,834SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte