Tegucigalpa- Agentes de la Dirección Nacional de Investigación Criminal (DNIC), capturaron esta mañana al jefe general del departamento de caja de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), acusado de supuestos actos de corrupción.
 

Se trata de Francisco Antonio Obando Torres quien es acusado de un desfalco de tres millones 600 mil de lempiras.

Según se informó, el imputado estaría vinculado en un desfalco de más de tres millones de lempiras, luego que se realizarán varias investigaciones y verificarán la firma de Obando Torres en varias boletas de depósito tanto originales como adulteradas.

Obando Torres también es miembro del sindicato de trabajadores de la UNAH.

El detenido fue puesto a las órdenes del Ministerio Público en donde se le acusa de diferentes delitos entre ellos, estafa y abuso de autoridad.

13 depósitos adulterados contienen
la firma de cajero: rectora

Luego que se hiciera pública la captura del cajero general de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), Francisco Obando, acusado del delito de malversación de fondos por un monto mayor a los tres millones de lempiras, la rectora del Alma Mater, Julieta Castellanos, no descartó que otras personas hayan participado en el ilícito.

Manifestó que la fuga de dinero, ocurrió en la sección de caja de la Universidad.

Añadió que Obando recibía las cantidades que diariamente se reunían y al día siguiente tenía que depositar el monto en una cuenta del Banco Central de Honduras (BCH).

No obstante, la rectora reveló que a mediados de mayo pasado, “el contador de la Universidad vio unos indicios que crearon sospecha, retuvo la información, para que no difundiera y solicitó información adicional para constatarlo”.

Añadió que como parte de la información, solicitaron información al BCH, como la copia de los originales de depósitos de la Universidad, la cual fue adquirida con prontitud.

Asimismo dijo que buscaron constatar las 11 firmas digitalizadas de quienes trabajan en la tesorería confirmando “la semejanza entre la firma de Francisco Obando y la de los recibos”.

Consecuentemente solicitaron una cita con el fiscal del Ministerio Público para gestionar la denuncia.

La rectora subrayó que son 13 los depósitos que presentan irregularidades por lo que la investigación sigue abierta y no descartó el involucramiento de otras%26nbsp; personas.

“En los 13 depósitos que hay adulteraciones, es la firma de él que aparece, pero no podemos decir por eso, que esté solo, sin embargo es una investigación que está abierta”, apuntó.