spot_img

Aprovechar diciembre y enero para planear un mejor año académico en 2023, sugiere exministra

Por:

Compartir esta noticia:

Tegucigalpa – Educación pasa por una crisis que no es nueva y más bien es estructural y la misma se agudizó con la pandemia, y ojalá que las autoridades dediquen los meses de diciembre y enero para prepararse y que el sistema educativo pueda ofrecer un año académico 2023 con mejores condiciones, planteó la exministra de Educación Rutilia Calderón.

La educación en el país tiene una crisis, ya de larga data se ubica desde el 2,000 cuando del Fonac presentó una propuesta de reforma educativa para enfrentar lo que ya en aquel momento se identificaba como una crisis de educativa, y la misma se agudizó con la pandemia, dijo la experta a Proceso Digital.

“Ojalá que estos meses de diciembre y enero se aprovechen para garantizar que el sistema educativo empiece un nuevo año escolar académico en mejores condiciones que las actuales mientras se van abordando periódicamente situaciones de los problemas estructurales”, agregó.

La académica, refiere que en la actualidad es lamentable que haya un millón y medio de estudiantes fuera del sistema educativo, además según algunos informes de expertos hay un rezago importante de los aprendizajes que se ubican en dos años y medio.

Ese tipo de problemas se profundizó y se visibilizaron más con la pandemia, por COVID-19.

Ante una crisis que es estructural “hay que tomar medidas coyunturales por ejemplo el hecho de tener millón y medio de niños niñas y jóvenes fuera del sistema educativo necesita respuestas urgentes para poder garantizar que el próximo año se matricule por lo menos un alto porcentaje de esa cantidad de estudiantes”, remarcó.

Además, se tiene que garantizar que los profesores estén listos para enfrentar no solo los aspectos pedagógicos, sino también el apoyo socioemocional para los estudiantes, y que estén disponibles todos los medios de aprendizaje como cartillas, textos y la infraestructura.

En elección de JDU, las partes deben dialogar y deponer intereses

En cuanto a los problemas sobre todo de violencia que se han suscitado en el proceso de selección de miembros integrantes de la Junta Directiva Universitaria (JDU), la académica anotó que esos inconvenientes de ingobernabilidad se dan en todas las universidades públicas, pero las partes deben dialogar.

De acuerdo a la Constitución, la UNAH, rectora la educación superior pero además su fin principal es contribuir al desarrollo del país, si esos dos fines están claros será más fácil dejar de lado agendas personales y de grupo, apuntó.

Al final, dijo que “la invitación es para que profesores estudiantes y autoridades dejen de lado intereses pequeños de personas o de grupo” y dialoguen para llegar a un acuerdo y que todo se lleve a cabo en orden. LB

spot_img
spot_imgspot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img