spot_imgspot_img

Tres mujeres del Caribe, mezcla poderosa de cuerda pulsada, voz y percusión

Miami.– El legado musical de la diáspora africana une a las cantautoras Yusa, Inez Barlatier y Keba, tres mujeres del Caribe que el próximo fin de semana actuarán juntas por primera vez en un espectáculo en el que la percusión y la cuerda pulsada harán una «mezcla poderosa».

El Koubek Center de La Pequeña Habana de Miami será escenario el próximo sábado de «Women of de Caribbean», un concierto único, presencial y al aire libre, con «sets muy íntimos».

Uno será el de la cubana Yusa, otro la estadounidense de ascendencia haitiana Inez Barlatier, y el tercero con Keba, nacida en Trinidad y Tobago y arraigada como las otras dos en Miami.

«Es hermoso descubrir la variedad de géneros musicales que cada región del Caribe ha desarrollado. En este caso, siendo tres mujeres caribeñas, compartimos la tradición de los géneros africanos, aunque cada una ha hecho una apropiación personal de lo que nos ha sido legado a través de las tradiciones culturales de cada país», dice a Efe la multi-intrumentista, vocalista y compositora Yusa.

Melissa Messulam, directora del Koubek Center, uno de los espacios culturales de la universidad Miami Dade College, ideó este espectáculo para «reabrir» el centro tras un año trabajando «online» por la pandemia.

«Queríamos hacer un espectáculo divertido, que representara lo que es Miami, honrando el espíritu de lo que tenemos acá. Es la primera vez que actúan juntas. A nivel de programación me gusta mezclar ciertas cosas», explica Messulam.

Yusa, quien fue la primera persona graduada en 1993 de la Escuela Cubana del Tres y el Laúd, academia que quiso llevar estos instrumentos populares al ámbito sinfónico, vaticina que «Women of the Caribbean» será una» hermosa fiesta de los sentidos».

En su carrera, Yusa ha recogido gran parte del ámbito musical de la mayor isla de las Antillas, donde se fundieron la percusión africana y la guitarra de origen español, lo que dio como resultado el son, y ahora en Miami explora la conexón con Nueva Orleans y el jazz.

LA TRAYCY CHAPMAN HAITIANA

Messulam espera mucho también de la presencia en el escenario de Inez Barlatier, a quien llama la «Tracy haitiana».

» Los sets de ella suelen ser grandes pero esta vez, como es ella sola, habrá un set acústico, incluso con un arpa», adelanta Messulam.

Nacida en Miami, la artista y educadora haitiana-estadounidense de largas trenzas dice a Efe que la inspiración para su entrega vocal son los «cantos desde el alma» de sus antepasados.

También aclara que «no se puede hablar de música caribeña sin hablar de la percusión».

«Incorporo estos ritmos porque me recuerda que la diáspora africana y la historia de nuestros antepasados están interconectadas. Nuestros antepasados cantaron para Dios y a los espíritus en lenguas antiguas. ¡Cantaron desde sus almas!», exclama.

«Canto desde ese mismo lugar. Cada actuación es una oportunidad para rendir homenaje», afirma Barlatier, que comenzó a actuar a los 12 años hasta crear su propia banda, Kazoots.

«Tocaré el cajón y la guitarra rítmica. (…). Mi ritmo interno proviene de mi cultura ayisyen (haitiana) y a la vez está inspirado en los muchos ritmos que Miami heredó de su gente», señala la artista.

DEL CALIPSO A LA SALSA

Keba, la cantante y compositora que mezcla el soul clásico, el R&B y el pop, dice a Efe que no regalará «ninguna sorpresa».

«Estoy emocionada de actuar con Yusa e Inez porque nos unimos como mujeres del Caribe para crear un espectáculo increíble de música y cultura», dice Keba, quien señala que «definitivamente deberías quedarte hasta el final» del espectáculo.

A la pregunta de qué destacaría del contexto geográfico donde nació, responde:

«Viniendo de Trinidad y Tobago a Miami y conociendo a tanta gente de las culturas caribeña y latina, destacaría los tambores del Caribe».

«Los tambores se remontan a raíces indígenas y africanas, recordándonos nuestra historia y apareciendo en tantos géneros que van desde el calipso hasta la salsa. Creo que es hermoso saber que tenemos eso en común en toda la región», apunta.

Keba, cuya influencia del calipso y el soca le llegaron por tradición familiar, se licenció en Química, para más tarde darse cuenta de que su camino «era otro».

Según su web, creció con el sonido de Stevie Wonder, The Jackson Five, The Supremes y la música de películas estadounidenses de los años 50.

Sus letras han sido descritas como una mezcla de «cruda vulnerabilidad con una exploración lúdica del amor, la feminidad y la identidad como inmigrante de primera generación (…)», detalla el Koubek Center.

Su carrera en solitario comenzó en 2013 con el lanzamiento del álbum «Wildfire», al que siguió «Filmstrip», en 2018.

«Será una mezcla poderosa de nuestras culturas. Tres del Caribe con tres estilos musicales muy diferentes uno del otro, pero en común las tres artistas tienen la humildad», asegura la directora del Koubek Center. 

(ir)

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,500FansMe gusta
39,504SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img