Tegucigalpa- A criterio del director ejecutivo de la Coordinadora de Instituciones Privadas por las Niñas, Niños, Adolescentes, Jóvenes y sus Derechos, (Coiproden), Wilmer Vásquez, los fondos de la Tasa de Seguridad, están siendo mal ejecutados.
 

Señaló que esos fondos deberían ser utilizados para fortalecer a la Policía Nacional, Ministerio Público y al Poder Judicial ya que estas instituciones carecen hasta de equipo logístico.

“La Tasa de Seguridad es un pequeño botín del Estado, estamos hablando que debería estar para fortalecer la Policía Nacional, al Ministerio Público y al Poder Judicial, pero no para comprar un automóvil a la Fiscalía en Comayagua y con ello ya se apoyó a la misma”, argumentó.

Rememoró que en un inicio se estableció que el fondo de la Tasa de Seguridad fue creado como un impuesto adicional para combatir la criminalidad, violencia y la delincuencia en Honduras.

En ese sentido “la Tasa de Seguridad debería de ser brindada para lograr que haya transparencia, pero sobre todo que a través de la participación ciudadana logremos la construcción de estrategias de seguridad en Honduras, invertir de manera adecuada estos recursos que a la larga no son más que parte del sacrificio del pueblo hondureño”, concluyó.