Suben casos de dengue y complica panorama sanitario

Tegucigalpa – La epidemia de dengue, que en 2019 cobró la vida de 180 personas en Honduras, se fortalece con el inicio de las lluvias, precisamente en el momento que los hospitales comienzan a reportar sobrepoblación de pacientes por la pandemia de COVID-19.

– San Pedro Sula, Distrito Central, Choluteca y El Paraíso, son las ciudades más afectadas por el dengue grave este año.

– Los menores de 15 años siguen siendo las víctimas más comunes de la enfermedad.

A la semana epidemiológica número 21 ya se registran 13 mil 030 casos de dengue, de los que 11 mil 861 son clásicos y 1 mil 169 graves, siendo los departamentos más afectados: Francisco Morazán, Cortés, Yoro, El Paraíso, Olancho, Atlántida, Colón y Gracias a Dios.

Hasta el momento se han confirmado nueve muertos por la enfermedad -siete de ellos menores de 15 años- y 12 están en análisis en los laboratorios de la Secretaría de Salud.

Puede evitarse la muerte por dengue si quienes sufren de esta enfermedad buscan tratarse a tiempo.

Los síntomas de dengue son: fiebre, dolor de cabeza, malestar general, dolor detrás de los ojos, nauseas, diarrea, vómito, entre otras molestias.

Al tener los mismos padecimientos que el COVID-19, los médicos insisten que la población debe estar alerta y evitar contagiarse de ambas patologías, en vista que la mayor parte de los centros hospitalarios del sistema público comienzan a experimentar incremento de pacientes por el letal coronavirus.

Es así que el país enfrenta dos epidemias mortales.

Epidemia está más fuerte

Dr. Carlos MaldonadoDr. Carlos MaldonadoA criterio del encargado de la sala de pediatría del Hospital Escuela, Carlos Maldonado, la epidemia del dengue está más fuerte en esta época del presente año y podría empeorar más por el inicio de la temporada de lluvias.

“Cada día, ahora que la epidemia está más fuerte, ingresan entre ocho a diez pacientes, antes llegaban entre tres o cuatro”, dijo Maldonado a Proceso Digital.

El galeno detalló que durante el presente año han fallecido 15 pacientes en la sala de pediatría, todos llegaron en grave estado de salud. Sus muertes deben ser confirmadas en el Laboratorio de Virología, actualmente encargado también de confirmar los casos de COVID-19.

Contó que en las últimas horas ingresaron siete pacientes, sumándose a los tres que estaban presentes, para un total de diez casos, de los cuales dos se encuentran en la unidad de cuidados intensivos.

Maldonado señaló que la mayoría de los pacientes son procedentes del Distrito Central, el resto de Francisco Morazán, El Paraíso y Comayagua.

Prevé que con la temporada de lluvias, se aumentarán los casos de dengue argumentando que las personas llenarán de agua los recipientes sin darle un mantenimiento adecuado.

“Probablemente, entre más recipientes llenos de agua tengan en la casa sin el mantenimiento adecuado, el zancudo transmisor pondrá más huevos”, refirió.

Finalmente, mandó un mensaje a la población para que limpien todos los días las zonas que sirven de criaderos de zancudos en las viviendas.

Indiferencia ciudadana frente al dengue

Doctor Harry Bock“Existe una aptitud negativa en la población capitalina y en todos los hondureños, así no vamos a poder contrarrestar el dengue”, dijo inicialmente el director de la Región Metropolitana de Salud en Tegucigalpa, doctor Harry Bock en  conversación con Proceso Digital.

Señaló que desde la Región de Salud, las acciones para luchar frente a este padecimiento no han parado, “pero que hace falta conciencia en la población, existe indiferencia hacia el trabajo que hacemos, eso solo dificulta aún más la crisis que ya tenemos, el zancudo es fácil eliminarlo, pero no hay voluntad para ello”, se quejó.

Lamentó que las personas “ni siquiera quieren abrir las puertas de su casa, creen que somos delincuentes, además hay mucha estigmatización, esto, por la llegada de la pandemia del COVID-19, el personal de salud es maltratado, amenazado, agredido y hasta asaltado; además los guardias de las colonias no nos permiten hacer el trabajo”.

Nueve colonias afectadas en Tegucigalpa

Autoridades se unen a operativo de limpieza contra el dengue en la capital

Actualmente la Región de Salud registra cinco fallecimientos confirmados de dengue y 4 por confirmar -9 en total-, además 3 mil 284 casos de dengue no grave y 78 grave, para un total 3 mil 362 hasta la semana epidemiológica número 22; «Por eso la capital continúa en alerta, porque no se ha logrado reducir los casos», reflexionó al tiempo que confirmó que la población menor de 15 años, es la más afectada por esta enfermedad.

“Las personas tienen que entender que ese tipo de acciones solo empeora las crisis que ya tenemos, y con las llegada del invierno la situación podría ser peor, por eso hacemos un llamado a la ciudadanía para que no sigan obstruyendo el trabajo de salud”, agregó Bock.

Limpieza, eliminación de criaderos, aplicación de larvicidas, fumigación y educación a los vecinos

Generalmente las colonias más afectadas por el dengue en la capital son: Los Pinos, Villanueva, Hato de Enmedio, Nueva Suyapa, San Miguel, pero este año se han sumado otras dos: Las Torres y La Rosa, de estas zonas se reportaron este año considerables casos de dengue clásico y grave.

“Si hubiera voluntad para destruir criaderos, en estas colonias no habría tanto paciente en ellas, pero la gente quiere que seamos nosotros los que le vayamos a asear sus viviendas, ya ahora el rechazo por el personal de salud es mucho más alto que en otros años”, apuntó.

Falta de pruebas no obstruye atención de casos

El 90 % de los pacientes contraen dengue clásico. El resto -10%- dengue grave

Explicó que Honduras es un país endémico en dengue, dónde la enfermedad vino para quedarse -llegó en 1975-, entonces no tiene sentido aplicar pruebas de PCR para detectar el padecimiento, porque ya el personal médico tiene conocimiento del cuadro clínico de la enfermedad, dijo el galeno, para referirse a la falta de pruebas para diagnosticar dengue en el país.

“El medicó conoce bien los síntomas de la enfermedad, y sabe diferenciar cuándo es grave o clásico, siempre hemos tenido una cantidad específica de pruebas de PCR, pero es para pacientes hospitalizados”, especificó.

El 90 % de los pacientes contraen dengue clásico. El resto -10%- dengue grave, esta es la cantidad que requiere de hospitalización, a estos pacientes si es urgente que se les practique la prueba de PCR para conocer en qué estado de salud está la persona, porque si no hay un buen control hasta podría morir, según Bock.

Combinación fatal

Dra. Elsa PalouDe su parte, la epidemióloga y exministra de Salud, Elsa Palou, alertó que la combinación de COVID-19 y dengue puede ser fatal y destacó que las autoridades deben prestar atención a ambas.

“Aumenta el riesgo de fallecimiento si la persona tiene ambas enfermedades al mismo tiempo”, señaló a Proceso Digital la exministra de Salud.

Destacó que corresponde a las autoridades prestar atención no solo a estas enfermedades, sino a todos los que también padecen hipertensión y diabetes.

Consideró que ese es el trabajo de la Secretaría de la Salud, al tiempo que señaló la población debe hacer su parte evitando criaderos de zancudos y manteniendo el distanciamiento social.

Puntualizó que es el momento de reforzar esta medidas ya que con las lluvias se propagan los criaderos de zancudos, transmisor del dengue.

En cuanto a los más afectados, precisó que son los niños los más vulnerables y alertó que en la época en que llueve existe eclosión de las larvas del zancudo aedes aegypti.

Preocupa incremento de casos de dengue en el Distrito Central

Sobre el retraso en confirmar las muertes por sospechas de dengue explicó que pasa al igual que con COVID-19, primero se debe enviar las pruebas al laboratorio aunque el médico por cuadro clínico sospeche que se trata de dengue. No obstante, refirió que esas pruebas no pueden tardar más de 7 días.

“La población debe cuidarse de las dos enfermedades, para evitar dengue tiene que evitar los criaderos de zancudos, mantener limpia la casa y para el COVID evitar aglomeraciones de personas, usar mascarilla y lavado constante de manos”, puntualizó.

Honduras sufrió en 2019 la peor epidemia de dengue de su historia, con 112 mil 708 enfermos casos registrados y 180 muertos en un país de más de 9.2 millones de habitantes.

Lo + Nuevo

22,643FansMe gusta
34,834SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte