Tegucigalpa – Byron Maradiaga (19), uno de los tres obreros rescatados de la mina de San Juan Arriba, El Corpus, Choluteca, sur de Honduras, donde continúan ocho personas atrapadas, dijo que la detonación de dinamita instalada en la zona provocó el colapso.
 

El joven minero relató que al momento del accidente de la mina, salía con otro de sus compañeros de laborar, cuando “sentí un aire que venía para afuera y corrimos, pero la puerta de la mina por la que íbamos a salir estaba totalmente soterrada”.

Rememoró que “de arriba cayó un compañero, entonces lo auxiliamos y después buscamos una salida con otro minero, pero no había salida”.

Asimismo, recordó que mientras esperaban ser auxiliados “escuchábamos que todo lo que estaba arriba tronaba y pensábamos que se nos iba a venir todo, por eso gritábamos que nos auxiliaran rápido”.

Escalante también reveló que el colapso de la mina “se debió a una dinamita que pusieron los dueños de otro túnel ahí, ellos fueron los que totalmente hicieron uso de eso, eso provocó que se fuera todo eso (que sucumbiera la mina)”.

Añadió que “había unos pilares y ellos (dueños de otro túnel) eran los que los iban desbaratando y en ese momento le pusieron una dinamita al pilar y por eso se fue todo”.

Bryan ya fue dado de alta médica, pero tras lo ocurrido, aseguró que no regresará a trabajar en una mina.

“En mi vida vuelvo a regresar a ese trabajo”, concluyó.