spot_imgspot_img

Sin tiempo para digerir la segunda parte, aflora el “arrozazo III”

Tegucigalpa – Los escándalos sobre importaciones inapropiadas y el denunciado contrabando de arroz son un “berenjenal” y al presidente Porfirio Lobo no le queda más que contratar al portero de la seleccionado nacional, Noel Valladares, para que pare tanto gol que le anotan, ha dicho uno de los más grandes productores del rubro y sobrino del mandatario hondureño en una parodia para continuar usando el deporte figurativamente.
 

Sin mucho tiempo para digerir el escándalo sobre la dolosa importación de 14,400 toneladas de arroz, más conocida en los medios como el “arrozazo II”, aflora el “arrozazo III” que consiste en el escandaloso contrabando de 4,000 toneladas del grano, sin que autoridad alguna se diera cuenta de ello o por lo menos lo reportara.

La introducción al país de más de 200 rastras de arroz (arrozazo III) denunciada por el propio presidente Porfirio Lobo Sosa ha generado reacciones en sus mismos funcionarios, así como el sector empresarial y el Ministerio Público y hasta de parientes del gobernante.

La SIC no sabe si entraron

El secretario de Industria y Comercio (SIC), Francisco Zelaya, aceptó que recibió una solicitud para el ingreso de 4,000 toneladas de arroz y que éstas serían destinadas para el programa de la Merienda Escolar, aunque dijo que al final este producto no ingreso al país.

En una franca contradicción agregó que “hay que investigar sí es de contrabando, quién lo trajo, cómo fue que entró al país, sí entró por Puerto Cortés debería de haber un certificado de importación y sí se trata del mismo que era para lo de la Merienda Escolar”.

Según el funcionario, el plazo establecido para el ingreso del grano se venció al final no pudo ingresar. “Me informan que se venció y que no entró el producto… ahora, sí lo entraron después podíamos hablar de un contrabando y hablamos de arroz oro”, detalló.

“Lo que el presidente (Lobo Sosa) ha investigado” -prosiguió- “es que es de contrabando. Públicamente también ha pedido un informe, así que esto tiene que ser público, entró arroz de contrabando, entró arroz oro” de contrabando o es arroz granza de contrabando, sí es arroz granza no fue autorizado, si es oro, repito, se venció y no entró al país”, reiteró Zelaya.

El titular de la SIC aceptó que recién llegado a la secretaría había firmado el permiso para que ingresara el producto. “Recuerdo que recién llegado me pidieron eso, yo lo firmé, y tengo que aceptarlo hoy, es más todos los decretos los firmó yo”.

“Además” -explicó- “dice el señor de la Cámara de Comercio que fue publicado en La Gaceta, y sí fue publicado en La Gaceta es de conocimiento público, o sea que no hay nada escondido o pensar de que se quiso engañar a alguien o tramitar algo ahí bajo la mesa”, alegó.

Expresó que en las próximas horas estará haciendo público un informe detallado sobre el caso.

Cohep: “Gobierno avaló ingreso de 4,000 toneladas de arroz”


Por su parte, el director ejecutivo del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Armando Urtecho, reveló que las 4,000 toneladas de arroz denunciadas por el presidente Porfirio Lobo de haber ingresado fraudulentamente al país, fueron avaladas por el gobierno para la Merienda Escolar.


Urtecho aseguró que el titular de la SIC, Francisco Zelaya, fue quien avaló las 4,016 toneladas de arroz en granza para que entraran al país, libres de gravamen, y éstas fueron utilizadas para un programa de Merienda Escolar, mediante el acuerdo ministerial 550-2011, publicado el dos de agosto de 2011.


Al mismo tiempo, consideró que el mandatario fue mal informado” en relación al tema. “Yo creo que algunos ministros firman cosas y después no se acuerdan o se hacen los locos”, denunció Urtecho.

Director de la DEI siente coraje por declaraciones de Lobo


Respecto a la denuncia que revelara el presidente Lobo sobre el escandaloso contrabando de 4,016 toneladas de arroz, el encargado de la Dirección Ejecutiva de Ingresos (DEI), Enrique Castellón, dijo que le da “coraje” lo aseverado por el mandatario.
El gobernante pidió a la DEI estar más atenta para que no continúe el contrabando por las aduanas del país.


“Eso que dijo el presidente” -continuó- “me da coraje saber que ha sucedido y me motiva confirma que estoy en lo correcto para organizar la institución”, manifestó Castellón.

Al hacer la denuncia en Consejo de Ministros el presidente sólo señaló que el contrabando ocurrió en 2011 pero no precisó la fecha en que ocurrió.

En el MP no hay requerimientos fiscales por “arrozazos”


El Fiscal General de la República, Luis Alberto Rubí Ávila, se refirió al tema y dijo desconocer si hasta este momento había requerimientos fiscales por estos casos.


“Nosotros esperamos que los entes responsables primarios hagan las investigaciones correspondientes y de encontrarse una actitud dolosa o constitutiva de delito, deben ser remitidas al MP para nuestra evaluación sobre sí amerita o no un requerimiento fiscal”, explicó Rubí.


De la declaración se desprende que de oficio no se ha tomado iniciativa alguna desde la Fiscalía.


Agregó que “la fuente primera debe ser la Dirección General de Aduanas y con esas investigaciones nosotros procederemos. Lo que nos interesa es saber sí en esa revelación de importación hay delito o no hay delito”.

“Habría que abrir una investigación” -continuó Rubí-, “miraremos las pólizas a ver si se han pagado los impuestos correspondientes, sí todo se ha hecho conforme a derecho, el Ministerio Público no tiene ninguna intervención”, finalizó.

Sobrino recomienda contratar a Noel Valladares para evitar los goles


En tanto, Jorge Lobo, sobrino del presidente Porfirio Lobo y el mayor productor de arroz en el departamento de Colón, le recomendó al mandatario, contratar al portero Noel Valladares “para evitar que le sigan metiendo goles” como el escándalo conocido como el “arrozazo”.


Refiriendose al “arrozazo II dijo que, “esto es el colmo de los colmos para que estas importaciones de arroz se estén dando”, cuestionó Lobo quien explicó que las 4,000 toneladas que denunció el mandatario entraron de contrabando por Puerto Cortés, son un remanente que pertenece al propietario de beneficios de arroz, Sady Andonie.


Indicó que “el diferencial de 11,700 dijo que no sé de qué manera pretendían meterlas al país, pero de alguna manera las iban a meter porque visto está que ya venían dentro del barco junto a las 4,000 toneladas sobre las cuales tenía crédito”.


Sobre el problema con el escándalo bautizado como el “arrozazo”, Lobo manifestó que “no sabemos ni lo que está pasando, lo que sí sabemos es que los productores de arroz de la zona de Colón, estamos muy molestos con esta gente que se pone a traer arroz exactamente en la fecha en que nosotros estamos cortando el grano y mandándolo a los molinos”.


Añadió que esa acción les entorpece toda la cosecha porque se distorsiona el mercado, todos los molinos se ponen en huelga, no reciben el grano y como consecuencia hay pérdidas en este momento en Colón de 30,000 quintales de arroz.



Al consultarle sobre quiénes son los responsables del “arrozazo”, manifestó que “hay un berenjenal ahí, todo mundo tiene la culpa, aunque uno le pasa la pelota al otro, todos están implicados y mi tío, el señor presidente, tiene que tomar medidas drásticas en esto”.

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,504FansMe gusta
39,531SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img