spot_img

Según informe preliminar forense se sospecha que niña no murió por ataque de perro “fue violada y asesinada”

Por:

Compartir esta noticia:

Tegucigalpa – La niña Allison Nahomy Argueta Villalta de 9 años de edad, no murió por el ataque de un perro de la raza pitbull en la comunidad de Las Delicias, en el municipio de Lepaera, Lempiras, sino fue violada y asesinada, según revela el informe forense liberado este jueves.

La autopsia indica que la menor tenía golpes en su cabeza, heridas de arma blanca entre su cuello y además algunos indicios que fue previo a su muerte fue abusada sexualmente. Inicialmente se informó de manera preliminar que murió por ataques de un feroz perro.

El suceso se registró en el occidental municipio mencionado el pasado 8 de junio. El padre de la menor,  Leopoldo Argueta, fue quien esa tarde dijo que a eso de las 3:23 p.m un tío de su hija lo llamó para informarle que Allison había sido atacada por Rocky, la mascota de la casa.

Argueta relató a la prensa que se trasladó de inmediato a su vivienda y encontró la cadena con que amarraban al perro enredada en el cuello de la menor y en el cuerpo tenía muchos rasguños, se procedió a buscar asistencia médica pero su hija ya estaba muerta.

Una vez conocido el suceso el Ministerio Público, dio inicio a las investigaciones del caso y se conoció que en la vivienda también hay más perros de la raza pitbull. Sin embargo, la familia de la menor autorizó a la Fiscalía para que se realizará la autopsia médico legal.

Respecto al caso que todavía no goza de la claridad necesaria, la portavoz de Medicina Forense, Isa Alvarado, manifestó este jueves que lo conocido sobre la muerte de la menor, es solo un informe preliminar y que la prueba científica puede variar algunas cosas todavía.

El Ministerio Público a través de sus forenses, además encontraron que la infortunada niña tenía algunas lesiones en sus parte íntimas que no eran recientes por lo que se considera que ella fue abusada sexualmente, también un consultor veterinario descartó que las lesiones sean del perro.

Por su parte, la portavoz del Ministerio Público, Lorena Cálix, manifestó que no existe un dictamen concluyente sobre la muerte de la joven Allison Argueta Villalta.

“Específicamente, al dictamen médico de autopsia legal, el fiscal coordinador de la oficina regional del Ministerio Público en el occidente me ha confirmado que no tenemos un dictamen concluyente del resultado de la autopsia”, dijo a periodistas.

Señaló que en etapa de investigaciones no se puede asegurar que la menor haya sido ultrajada.

Sostuvo que se debe dejar que se realice el trabajo con lo establecido con la norma de procesal penal. JP

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_imgspot_img