spot_imgspot_img

Nuevo decomiso de más de 1,600 kilos de cocaína en Gracias a Dios

Tegucigalpa- Las autoridades hondureñas asestaron esta madrugada otro golpe al crimen organizado y al narcotráfico internacional al decomisar 79 fardos de droga que contienen entre 1,600 y 1,700 kilos de cocaína.
 

El jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, general René Osorio Canales, precisó que a las 4:30 de la madrugada la Fuerza Naval y la Fuerza Aérea dieron persecución a una lancha en la desembocadura del río Gruta, departamento de Gracias a Dios.

Añadió que al supervisar la embarcación se encontraron 79 fardos de droga, que fueron incautados por las autoridades, y que se supone que contienen entre 20 a 25 kilos cada uno, por lo que se calcula que hay más 1,600 kilos de cocaína en total.

El jerarca militar indicó que se está haciendo el recuento de la droga para determinar la cantidad exacta.

Según Osorio Canales, en la operación no hubo captura de personas porque los tripulantes abandonaron la lancha y huyeron del lugar, pero las autoridades han comenzado a «peinar» el área en una operación de búsqueda.

Añadió que la lancha es trasladada a la base naval de Caratasca para ponerla a la orden del Ministerio Público, dar fe de la droga y proceder a la fase de incineración.

El martes, las autoridades decomisaron 20 fardos de droga conteniendo más de 900 kilos de cocaína que venían en una avioneta con bandera colombiana, que tuvo un aterrizaje forzoso luego de ser interceptada en una operación policial coordinada con agentes de la Agencia Antidrogas de EEUU (DEA), informaron fuentes oficiales.

El aterrizaje se registró cerca de Catacamas, departamento de Olancho, y según las autoridades, el piloto Elías Aureliano Herrera Silva murió a causa de los severos golpes que sufrió la aeronave al impactar en los árboles de la zona montañosa donde aterrizó.

El cadáver de Herrera Silva fue ingresado a la morgue de Medicina Forense de la capital tras ser reconocido por las autoridades competentes.

El copiloto de la avioneta, George Luis Rivera Bueno, de 44 años, logró sobrevivir, pero fue trasladado a la capital en una avioneta, con fracturas severas. Ambos tripulantes son de origen brasileño.

Rivera Bueno se encuentra bajo custodia en un centro hospitalario de Tegucigalpa, Francisco Morazán, y un juez con jurisdicción nacional le dictó el jueves detención judicial por el delito de narcotráfico.

El designado presidencial y secretario ejecutivo del Consejo Nacional Contra el Narcotráfico, Víctor Hugo Barnica, dijo que vienen golpes más contundentes contra la narcoactividad al lograr el apoyo internacional para frenar ese flagelo que no sólo provoca un daño a la sociedad sino que ha generado que en Honduras corra la sangre.

En 2011 las autoridades policiales y militares hondureñas incautaron más de 22 toneladas de cocaína y tres «narco submarinos» cargados de droga.

Se estima que el 90 % de la droga procedente de Suramérica con destino a Estados Unidos pasa por el triángulo norte centroamericano que lo componen Honduras, El Salvador y Guatemala.

spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
spot_img
23,127FansMe gusta
37,830SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img