spot_img

La zona cocalera de Evo Morales quiere tener equipo en la liga boliviana

Por:

Compartir esta noticia:

La Paz – Sindicatos de la zona boliviana del Trópico de Cochabamba, incluidos los productores de hoja de coca liderados por el expresidente de Bolivia Evo Morales, se han planteado tener un equipo que los represente desde 2023 en la División Profesional boliviana, según informó el mismo exmandatario.

«Como resultado del debate y evaluación de logros, en el ampliado de las 6 Federaciones y otros sectores sociales del Trópico, decidimos trabajar hasta que un equipo de nuestra región nos represente en Liga de Fútbol Profesional. Con unidad es posible conquistar los grandes sueños», escribió Morales (2006-2019) en Twitter.

El exgobernante, que es muy aficionado al fútbol, también explicó a los medios que esta decisión fue tomada «por unanimidad» en una reunión de las Seis Federaciones del Trópico de Cochabamba, el mayor sindicato de cocaleros del país que él preside desde hace casi tres décadas.

«El desafío ahora es (…) que el próximo año el Trópico de Cochabamba tenga su equipo en la liga del fútbol boliviano», sostuvo.

Según el exmandatario, el emprendimiento será «autofinanciado» por los sindicatos del trópico y buscarán «cumplir con todas las normas» requeridas para «tener un equipo en la liga del fútbol boliviano».

Evo Morales nació a la vida política en los sindicatos de cocaleros del Trópico de Cochabamba, en los que ingresó por primera vez precisamente como secretario de Deportes en 1983 y esa zona es su bastión sindical y político.

Cuando fue presidente del país, se mantuvo también como máximo líder de los cocaleros del Trópico de Cochabamba y además era frecuente verle jugando fútbol o fútbol sala en partidos que eran televisados por el canal estatal boliviano, como parte de algunos actos oficiales de entregas de obras.

Este año Morales organizó un campeonato de fútbol internacional sub’17 denominado Copa Evo 2022 que tuvo apoyo de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) y fue criticado por la oposición boliviana que sostiene que el Trópico de Cochabamba es una «zona roja» del narcotráfico al ser la hoja de coca base para la producción de cocaína.

El exmandatario resaltó que la Copa Evo se efectuó «pese a tanta ofensa y crítica de algunos opositores» y aseguró que tiene «lindos planes para el próximo año» con ese torneo, al que espera invitar a equipos sub’17 de otros continentes. JP

spot_img
spot_imgspot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img