Honduras inicia socialización del Plan Nacional de Reconstrucción en Europa

Tegucigalpa / Londres – Honduras iniciará a socializar el Plan Nacional de Reconstrucción en Europa, luego de presentar el mismo ante el Grupo de América Latina y el Caribe ante las Naciones Unidas (GRULAC), en la ciudad de Londres, Inglaterra.

La propuesta surge luego que Honduras presentó al GRULAC, en la ciudad de Londres, el plan de reconstrucción, postpandemia y el impacto de las tormentas tropicales Eta y Iota en 2020, como resultado de los devastadores y trágicos efectos del cambio climático.

“Los invito a organizar estos foros, a trabajar juntos, a llamar la atención, que el mundo sepa que para Latinoamérica el cambio climático es importante. Pero vamos como Latinoamérica, vamos juntos, sí vamos como Latinoamérica nos escuchan más”, propuso la embajadora de México ante el Reino Unido, Josefa González Blanco.

Al respecto, Latinoamérica llevará una propuesta en bloque en la próxima Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 26), que se desarrollará en la ciudad de Glasgow, Escocia, en noviembre próximo.

 “Vamos a trabajar juntos”, le respondió el embajador hondureño ante el Reino Unido, Iván Romero Martínez. quien, en nombre de Honduras, convocó la reunión con los embajadores, primera de forma presencial, luego de la suspensión de restricciones establecidas debido a la pandemia por COVID-19.

La presentación del Plan de Reconstrucción Sostenible fue hecha por el titular de la Secretaría de Coordinación General de Gobierno, Carlos Madero, y la vicecanciller para asuntos de cooperación y promoción internacional, Karen Najarro, la mañana de este lunes en Londres como parte de la socialización que se hace en Europa con gobiernos, organizaciones e instituciones públicas y privadas.

“Mientras unos se hacen ricos, el cambio climático nos pasa factura a otros y eso genera inequidad, para nosotros el cambio climático es una preocupación de prioridad”, explicó Madero a los embajadores, quienes conocieron a detalle el impacto de la pandemia y la destrucción de Eta y Iota en Honduras.

Según el Índice de Riesgo Climático (IRC), Honduras es uno de los países más afectados, de 1970 a 2019 ocurrieron 81 desastres, que dejaron al menos 26 mil 887 personas muertas, 12 mil 215 heridos y 6.8 millones de personas afectadas.

“Parte de esta socialización del plan de reconstrucción la iniciamos en febrero con todas las misiones diplomáticas y con todas las organizaciones internacionales, multilaterales y tuvimos recién en México una jornada con 26 de las 29 concurrencias. La Cepal nos ha apoyado mucho con levantamiento y análisis de información”, señaló la vicecanciller Najarro.

“Nos han planteado la realidad en blanco y negro, esos números que ustedes presentaron, imagínenlo en una región tan pequeña multiplicado por tres o cuatro y hasta cinco, refleja la gravedad de los efectos del cambio climático, además de la violencia, que nosotros consideramos también elementos que interrumpen el camino al desarrollo”, manifestó la embajadora de Nicaragua, Gisell Morales tras señalar la necesidad de avanzar unidos.

En esa misma línea se expresó el embajador de Uruguay Cesar Rodríguez Zavalla, quien señaló que “cuando uno lo ve así en blanco y negro es impactante los efectos de estos fenómenos climáticos tremendos”.

Asimismo, el embajador de Paraguay, Genaro Pappalardo, apuntó que es “realmente dramático, debemos hacer alianza, llevar una posición regional”, en referencia a conseguir que la voz de los países más afectados por el cambio climático se escuche en la próxima cumbre sobre el ambiente COP 26.

Por su parte, el embajador de Brasil, Fred Arruda, sugirió que ante los efectos del cambio climático es necesario buscar respuestas globales y considerar que unos países son más afectados que otros, como el caso de Honduras.

“Tenemos responsabilidades comunes, pero diferenciadas y los grandes emisores deben pagar la factura, entender que el cambio climático tiene que ver con desarrollo sostenible”, aseveró.

Durante la reunión, que duró aproximadamente una hora, se reiteró la necesidad de considerar casos como el de Honduras y la región centroamericana, para presentar propuestas unificadas en la COP 26, no solamente avalar acuerdos que los países que más contaminan proponen.

“Tenemos un desafío muy grande, porque los más poderosos, no siempre acompañan con sensibilidad y comprensión todo aquello que amenaza nuestra propia subsistencia”, recalcó la embajadora de Cuba, Bárbara Montalvo, al tiempo que calificó como ilustrativa y conmovedora la presentación sobre la situación de Honduras.

El embajador de República Dominicana ante el Reino Unido, Elnio Durán, indicó que hay dos puntos de vista para ver los efectos del cambio climático, “los países desarrollados lo ven como les afecta en la calidad de vida, pero nosotros los sub desarrollados en cómo sobrevivimos. Los desarrollados ven como obtienen mejor aire, mejor comida, nosotros vemos tragedia”.

El plan de reconstrucción fue presentado la semana anterior por el presidente Juan Orlando Hernández en Tegucigalpa, ante la comunidad internacional acreditada en el país y ahora se desarrolla una ofensiva mayor, derivada de la urgente necesidad de hacer posible la reactivación económica, en línea con la recuperación post Eta y Iota y los efectos a la salud producto de la COVID-19. (RO)