Hay responsabilidad de Invest-H en hechos denunciados por la ASJ, asegura el Fosdeh

Tegucigalpa – El economista del Foro Social de la Deuda Externa y Desarrollo de Honduras (Fosdeh), Ismael Zepeda, aseveró este martes que hay responsabilidad de Inversión Estratégica de Honduras (Invest-H), en los hechos denunciados ayer por la Asociación para una Sociedad más Justa (ASJ).

El informe de ASJ se basa en la compra de 450 ventiladores mecánicos y 250 mil pruebas PCR para detectar casos de coronavirus y en su proceso de adquisición aseguran existir “hallazgos preocupantes”.

La denuncia presentada por la ONG se refiere a los ventiladores mecánicos, los cuales pese a ser adquiridos bajo el precio de mercado internacional, se desconoce quienes definieron ese valor, pero según los documentos analizados por parte de cuatro equipos de investigación, los aparatos cumplen con los requisitos médicos necesarios.

Asegura que “no hubo igualdad de oportunidades” para las compañías que venden estos productos y se le otorgaron los contratos “muy grandes a empresas sin experiencia”.

En cuanto a las pruebas PCR, el documento señala que las mismas se compraron a 750 dólares mientras que EEUU y Costa Rica los adquirieron a 14 y 78 dólares, respectivamente.

Los señalamientos fueron refutados por parte del director de Invest-H, Marco Bográn.

En ese sentido, Zepeda increpó que “tratan de usar un lenguaje muy diplomático, un lenguaje políticamente correcto que trata de disminuirle los hallazgos, y sin duda, a pesar de que en las declaraciones usen unos conceptos como ineficiencia, pero la realidad es que hay irregularidades y el fondo de los informes es presentar esas irregularidades como no haber aprobado en el consejo directivo las compras como haber seleccionado empresas que al final tienen que posponer las entregas todos esos elementos del informe sin duda podrían hasta trasladarse al Ministerio Público que se deduzca responsabilidades”.

Señaló que en uno de los dos informes, sobre las compras de las pruebas PCR al momento de comprarlas y no tener el kit, ahí hay un elemento de dolo, porque hay negligencia, en este caso la institución el mismo director no puede declararse negligente porque se supone que está ahí porque es competente.

“Entonces, de manera legal lo que se puede decir es que las compras en este caso, en los dos informes de ASJ tienen dolo, es decir tiene mala intención, sobre todo también porque uno de los especialistas y también lo rescata el informe, tiene parentesco con, bueno es hijo de uno de los de las empresas a donde se compraron los ventiladores”, cuestionó Zepeda.

Acotó que “claro ponen demasiado suavizado, en la misma declaración de Marco Bográn, que porque había salido en el 2019 no tiene nada que ver sin duda, claro que hay una mala intención en estas compras o querían usar un tecnicismo o legalismo como sucede con los abogados de decir que hay deficiencias pero no regularidades, es más hasta en la auditoría social se habla que tenía que participar, algunas organizaciones, hasta el mismo Cohep y aparece que se desligaron, hasta esas anormalidades son puntuales en su informe”.

Lo + Nuevo

22,269FansMe gusta
34,834SeguidoresSeguir
5,673suscriptoresSuscribirte