Tegucigalpa- El ex presidente interino de Honduras, Roberto Micheletti, manifestó este miércoles que siente tristeza por el atentado en contra de su hija Donatela Micheletti Girón (21), al tiempo que lamentó el disimulo en su seguridad de parte del Presidente Porfirio Lobo.
 

– El ex mandatario reveló que ha recibido varias amenazas y advertencias, pero es primera vez que se comete un atentado contra uno de los miembros de su familia.

– Señaló que lo sucedido a su hija puede servir de distracción al proceso electoral, por lo que pidió a los hondureños reflexionar su voto.

“Estoy sumamente triste por el acontecimiento, no sé si de secuestro, robo, atentado criminal, estamos a la espera del informe policial, hemos tenido una larga noche escuchado y preguntando, gracias a Dios mi hija está ilesa, sólo con pequeños rasguños de los vidrios que pegaron en su cuerpo”, detalló.

Informó que el guardaespaldas que la acompañaba también se encuentra recuperándose de los rozones de bala que recibió en la acción criminal.

Agradezco la valentía de este joven que logró salvaguardar la vida de mi hija, manifestó el ex mandatario.

“Estamos sumamente preocupados por lo que está pasando en este país, es raro el ciudadano que no haya sido asaltado o alguna familia que no haya perdido un familiar por causa de la delincuencia”, comentó.

Al ser consultado si el atentado en contra de su hija tiene algún tinte político, Micheletti manifestó que “no creo que exista tanta maldad que por asuntos políticos puedan llegar a estos extremos, aunque el odio que tiene esta gente en su corazón podría planificar cualquier cosa”.

Agregó “no quiero hacer una acusación directamente, esperaremos el informe policial, que nos digan que fue lo que pasó, si hay la oportunidad de investigar a este muchacho, si no aparecen los derechos humanos queriéndolo sacar del hospital y trasladarlo a una casa de seguridad para menores”.

“Mi hija es una persona inocente que no tiene nada que ver en los problemas que los mayores o en mi vida tenga, pero los enemigos piensan que golpeando un ser querido nos pueden golpear a nosotros”, arguyó.

Pidió que los hondureños deben tener calma, pues el atentado puede servir de distracción de las elecciones generales. “Tenemos que seguir adelante, salvaguardar la democracia del país, votando por el candidato que le traiga tranquilidad a este país”, acotó.

Indicó que ha recibido varias amenazas y advertencias, pero es primera vez que se comete un atentado contra uno de los miembros de su familia.

“Vamos a estudiar esto; es una lástima que el presidente Porfirio Lobo haya tenido un disimulo prácticamente a la seguridad nuestra sabiendo las circunstancias en las que estábamos viviendo, desde luego tengo que proteger a mi familia para seguir viviendo en este país”, concluyó.