spot_img

En lanzamiento de Plan de Reducción de Pérdidas, presidenta Castro dice que “la ENEE será siempre una empresa pública”

Por:

Compartir esta noticia:

Tegucigalpa – El gobierno de la República lanzó este viernes el Programa Nacional de Reducción de Pérdidas en el sector energético como una estrategia para enfrentar la crisis que atraviesa la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE), donde la presidenta de la república, Xiomara Castro de Zelaya, dijo que la estatal se mantendrá como una institución pública y estatal.  

– El ministro de Energía, Erick Tejada, reveló que la deuda de la ENEE representa el 10.05% del PIB y 50 % del déficit fiscal de Honduras.

– Pérdidas en energía asciende a más de 25 mil millones de lempiras, no invirtió un solo lempiras en las líneas de transmisión, dijo el ministro.

– Renegociación de contratos con el sector privado, dejará un beneficio de más 37 mil millones de lempiras en un plazo de 20 años a Honduras.

– Honduras pierde al año 17 millones de dólares por pérdidas y reducir esa cifra permitirá sacar de la crisis a la ENEE, vamos contra el hurto en grandes consumidores, dijo.

La titular del Ejecutivo inició diciendo que Honduras ha sufrido brutales ataques organizados desde el mismo Estado, sumado a ello una política oficial en manos de piratas y que la nefasta situación heredada le obliga a tomar medidas naciones e internacionales para contener los criminales efectos como la infame extrema pobreza y el salvaje endeudamiento que solo ha provocado es violencia y más migración.

Refirió que la estructura del gobierno anterior sigue operando bajo el manto de la impunidad y trabaja de manera constante para desmontarla desde el inicio de su gobierno con una frontal lucha contra la corrupción, derogando la Ley de Secretos, las Ley de las ZEDEs, los fideicomisos por constituir una forma ilegal de negocios personales para despojar al Estado de sus recursos y que ahora quedaron en manos particulares.

Recordó que además sus esfuerzos están orientados con un alto estándar de participación ciudadana y respeto a los derechos humanos, a terminar con la extorsión, lavado de activos, el crimen organizado, incrustado en el Estado en las alianzas publicas privadas y sus poderes republicanos. Para recuperar el Estado perdido en ésta década oscura de persecución y muerte, se han creado programas sociales, créditos para la producción y vivienda, entre otros.

Añadió que está cumpliendo todos los días las demandas de la población, además con pagos de planillas a maestros, policías, militares, jueces, médicos y demás empleados públicos, incluyendo las trasferencias a las municipalidades que están al día por primera vez en una década, se aportaron más de 600 millones de lempiras para atender las emergencias a nivel nacional sin distinción de colores políticos.

Destacó que para hacerle frente a los embates de la inflación, desde el inicio de su gobierno implementó los subsidios en energía para más de 1.3 millones de familias pobres, paralelamente la rebaja de 10 lempiras por galón de combustible y la absorción del 50%   de los incrementos al diésel, como el congelamiento al gas doméstico.

“Son medidas que han permitido tener precios justos por debajo del promedio centroamericano. Durante el momento más álgido de la guerra en Ucrania, cuando el bunker se elevó a más de 100 dólares el abril en el mercado internacional, la ENEE redujo la tarifa eléctrica en un 4.7%. Secretarios de Finanzas y Energía, son mis mejores testigos de los altos índices de corrupción y descalabro en que encontramos el Estado y particularmente la ENEE”, dijo.

Agregó que la ENEE fue saqueada a vista y paciencia de la comunidad nacional e internacional, la privatizaron en complicidad manifiesta de grupos facticos que en vez de mejorar balances y estados de resultados, aumentaron las pérdidas de 19.3% del expresidente José Manuel Zelaya, a un 38% en valores actuales, que representa una deuda de 75 mil 600 millones de lempiras “eso es un asalto y una combinación perversa que dejó ganancias a particulares”, denunció.

Sostiene que para revertir esos resultados desde el Congreso Nacional, promueve reformas legislativas que declaran el acceso a la energía como un derecho humano que permite rebajar costos de contratos que dejarán un ahorro de más de mil millones de lempiras para Honduras, pero también cancelando las dadivas, por ello la ENEE a partir de las reformas a la industria se queda como una empresa pública a favor del pueblo.

Y dijo finalmente a quienes se oponen a su decisión, que no se detendrán y continuarán tomando decisiones hasta rescatar la estatal eléctrica, hoy lanzamos la primera etapa del Programa Nacional de Reducción de Pérdidas, con la ayuda de Dios ésta es la Honduras que estamos refundando. Esta semana una comisión de alto nivel estará viajando a Naciones Unidas para que garanticemos la pronta llegada al país de la CICIH, es prohibido olvidar nuestra lucha en resistencia.  JP

spot_img
spot_imgspot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img