spot_img

El Supremo autoriza investigar a Bolsonaro por el asalto golpista de Brasilia

Por:

Compartir esta noticia:

Brasilia – La Corte Suprema de Brasil autorizó este viernes a la Fiscalía General investigar al expresidente Jair Bolsonaro por su presunta participación como autor intelectual del asalto a los tres poderes de miles de sus simpatizantes en Brasilia.

El magistrado Alexandre de Moraes, uno de los once jueces del Supremo, acató la petición de la Fiscalía, presentada este mismo viernes y que pretende esclarecer si el líder ultraderechista incitó el violento ataque de sus partidarios más radicales, que buscaban derrocar al mandatario Luiz Inácio Lula da Silva.

Con esta decisión, Bolsonaro, quien actualmente se encuentra en Estados Unidos, adonde viajó el pasado 30 de diciembre, dos días antes de finalizar su mandato, por motivos nunca explicados, pasa a ser formalmente investigado por la intentona golpista del 8 de enero en Brasilia.

Ese día, una marabunta de bolsonaristas, que como el exgobernante no reconocen la victoria de Lula en las elecciones presidenciales de octubre, invadieron y destrozaron las sedes de la Presidencia, el Congreso y la Corte Suprema durante cuatro horas.

De Moraes señaló en su fallo que en un eventual interrogatorio del capitán retirado del Ejército «se apreciará en el momento oportuno», ante las «noticias de que el expresidente no se encuentra en territorio brasileño».

La Fiscalía alega que Bolsonaro, un nostálgico defensor de las dictaduras militares de derechas, compartió un video el 10 de enero que cuestionaba el resultado de los comicios, lo que supondría una «incitación pública a la práctica del crimen», a pesar de eliminarlo horas después.

Para De Moraes, el hecho de divulgar ese video evidenció que Bolsonaro «se posicionó de forma, en tesis, criminal contra las instituciones, en especial contra el Supremo Tribunal Federal, imputando a sus jueces fraude en las elecciones para favorecer» a Lula, «y el Tribunal Superior Electoral».

Bolsonaro es investigado además en otros cuatro procesos penales abiertos en el Supremo, pero todos ellos están en la fase inicial y no se han presentado cargos contra el expresidente, que pretende volver de Estados Unidos a finales de este mes, según dijo recientemente a CNN Brasil.

Otro de los investigados por los violentos actos antidemocráticos del domingo es el exsecretario de Seguridad de Brasilia Anderson Torres, quien fue ministro de Justicia en el Gobierno de Bolsonaro (2019-2022).

Sobre Torres, un fiel aliado de Bolsonaro que participó en la campaña de descrédito contra el proceso electoral impulsada por el líder ultraderechista, pesa una orden de prisión del Supremo por su supuesta «omisión» para contener a los bolsonaristas radicales.

Además, la Policía halló en la casa del exministro un borrador de un decreto presidencial para intervenir el Tribunal Superior Electoral y «corregir» el resultado de las elecciones, que Bolsonaro perdió ante Lula por una diferencia de 1.8 puntos.

Torres, como Bolsonaro, está en Estados Unidos, aunque ha afirmado que regresará a Brasil en los próximos días para entregarse a las autoridades. EFE/AG

spot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img