Tegucigalpa – El diputado y actual secretario del Congreso hondureño, Tomás Zambrano, dijo que desea que asuma ya la presidencia el electo mandatario de El Salvador, Salvador Sánchez Ceren, al tiempo que agregó que “estoy seguro que cuando eso ocurra no se hablará más del tema de la Isla Conejo”.
 

Agregó que muchos presidentes cuando dejan el poder lo hacen con los más bajos niveles de popularidad, que es lo que ocurre con el actual mandatario Mauricio Funes, por lo que buscan temas para potenciar su imagen.

“Lo que nos alegra es ver la posición firme y sobre todo de estrechar esos lazos de trabajo y de alianzas estratégicas que firmó el presidente Sánchez Ceren con el gobernante Juan Orlando (Hernández). Esto nos llena de optimismo porque como hermanos no tenemos que estar enfrascados en conflictos y sobre todo por un territorio cien por ciento hondureño”, expresó.

El parlamentario continuó que “el mismo presidente Funes en un programa de radio que tiene él, manifestó y ratificó la posición hondureña que la Isla Conejo nunca entró en disputa en el juicio limítrofe de la Haya. Esperamos que pasen rápido este par de semanas para que tome posesión Sánchez Ceren y no seguir con este conflicto. Estoy convencido que cuando eso ocurra ni se volverá a tocar el tema de la Isla Conejo”.

Este sábado, el electo presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Ceren y el presidente de Honduras, Juan Hernández Alvarado, se reunieron en Tegucigalpa y coincidieron en una alianza estratégica para el desarrollo, comercio e inversión, entre ambas naciones, al tiempo que invitaron a Nicaragua a unirse a la iniciativa.

En las últimas horas, el presidente Mauricio Funes, señaló que El Salvador «le permitió» a Honduras ocupar la Isla Conejo, cuya soberanía reclaman ambos países, para que «colaborara» en tareas de vigilancia contra el tráfico de armas durante la guerra civil salvadoreña en los años 80 del siglo pasado.