San José.- Las autoridades de Costa Rica arrestaron hoy a un colombiano y un mexicano como sospechosos de almacenar cocaína en una casa, además de un costarricense y otro colombiano que aparentemente intentaban robar esa droga.
 

Los hechos ocurrieron en una casa en la localidad de Pozos de Santa Ana, en el sector oeste de San José, donde los policías acudieron tras recibir una llamada de alerta por aparente violencia doméstica, explicó el Ministerio de Seguridad Pública (MSP) en un comunicado.

Al llegar al lugar, los oficiales encontraron al mexicano de apellido Carrillo, y a un colombiano de apellido Parra, amordazados dentro de la casa.

Además, hallaron al otro colombiano, de apellido Gallego, escondido en el patio de la residencia, y al costarricense de apellido Méndez, esperándole en su taxi.

Los cuatro fueron detenidos y según sospechan las autoridades, los amordazados eran los encargados de cuidar la casa que funciona como bodega de cocaína, mientras los otros dos sujetos llegaron al sitio a robar la droga.

El ministro costarricense de Seguridad, Celso Gamboa, explicó en el comunicado que en la vivienda los policías encontraron paredes destrozadas con mazo y cincel y que se supone que dentro de ellas estaba escondido un cargamento de droga.

Dentro del inmueble, los policías encontraron 62 kilos de cocaína.

«Esto definitivamente corresponde a una bodega de droga para el consumo nacional y lo que se estaba presentando no era un incidente de violencia doméstica, si no lo que se conoce en el argot policial como un tumbonazo (robo de un grupo a otro) de droga», aseveró Gamboa.

En lo que va de año las autoridades costarricenses han decomisado cerca de 18 toneladas de cocaína, según datos del MSP.