Otra doctora pierde la batalla contra el COVID-19 en Honduras

Tegucigalpa – Lamentable, otra profesional de la medicina perdió la batalla contra el COVID-19 la noche de este domingo en un centro asistencial de la capital hondureña.

Se trata de la doctora, Carlene Hurst, quien dio su último respiro a eso de las 9:10 de la noche de este domingo en un centro asistencial de Tegucigalpa, según confirmaron sus colegas.

La fallecida prestaba sus labores a una empresa camaronera en la zona sur del país, donde se presume habría contraído el virus.

Tras detectarse el contagio, la galena fue trasladada a una clínica de la capital hondureña, donde por más de dos semanas luchó por su vida.

Con este deceso, ascendería a seis el número de médicos que han perdido la batalla contra el coronavirus.

Síganos

21,741FansMe gusta
33,519SeguidoresSeguir
61,453suscriptoresSuscribirte

Principales

Lo más reciente

En distintos hechos, cuatro personas fueron asesinadas, entre ellos un dueño de taxis

En otro punto de SPS, un dueño de autolote fue bajado de su vehículo gris por individuos y lo ejecutaron en la calle del barrio Cabañas.

Honduras añade 373 nuevos casos y 8 muertes por COVID-19

Se confirmó los fallecimientos de 8 personas. 2 en Atlántida, 2 en Intibucá, 2 en Valle, 1 en Yoro y 1 en Santa Bárbara.

Bolivia cierra un extenso proceso electoral con proclama del triunfo del MAS

El cómputo da a Arce el 55.1 % de los sufragios, por encima del 50 % más uno que necesitaba para ganar en primera vuelta.

Un 8% incrementa la violencia doméstica e intrafamiliar durante pandemia

Más de 76 mil mujeres y niñas han sido víctimas de violencias en Honduras en lo que va de 2020, una situación complicada por la crisis sanitaria de COVID-19, lo que representa un 8 por ciento más en comparación con las cifras del año anterior.

Próximo gobierno deberá realizar ajuste fiscal, dice el presidente del Congreso

El presidente del Congreso Nacional (CN), Mauricio Oliva, manifestó este viernes que el próximo gobierno se verá obligado a realizar ajustes fiscales debido a las afectaciones que está dejando la pandemia de COVID-19 en Honduras.