Nueva normalidad

Por: Daniel Meza Palma

La nueva normalidad inició desde que se desató la pandemia del COVID-19. La estamos viviendo digamos a partir de enero de 2020.

No es asunto de que, cuando pase la pandemia, viviremos en condiciones y circunstancias que sólo habíamos imaginado hasta diciembre de 2019.

La multiplicidad de características de este virus ha obligado a las comunidades científicas a apilar información sobre el mismo y aún se discute su origen. Un asunto que probablemente nunca se dilucidará.

Los gobiernos más autoritarios del planeta han sucumbido ante las condiciones impuestas por COVID-19 en prácticamente todas las actividades humanas y las de los demás seres vivos. Una nueva forma de hacer las cosas estará en función del éxito que se tenga en convivir con su amenaza permanente, oscilante y creciente. 

La noción de potencia y el ejercicio compartido de la soberanía a través de organismos internacionales y mundiales ha sufrido golpes casi mortales. La práctica de la globalización y los instrumentos de multilateralismo, han comenzado a manifestar signos de agotamiento, por una indeseable combinación de excesos y defectos.

En el campo económico, sólo un reducido número de países, actividades y operadores económicos han salido airosos e incluso ganadores de los efectos de la pandemia.

Según CEPAL, el PIB per cápita de América Latina ha retrocedido a los niveles de 2010. Y sus efectos inmediatos no han culminado. CEPAL la denomina, otra década perdida.

 

En el ámbito del comportamiento los diversos modos de entretenimiento, arte, cultura y diversión han sido reducidos a su mínima expresión. La forma en que manejamos la salud, la educación y las relaciones sociales durante la pandemia, revelan apenas un indicio de cómo serán estas actividades en el futuro próximo.

La ´nueva normalidad´ plantea desafíos en el replanteamiento internacional y nacional de las relaciones económicas, políticas, ambientales, institucionales, etc.  Un solo aspecto, la reducción de las desigualdades, habría modificado los resultados aniquiladores de esta pandemia. Y prepararía a la población mundial frente a futuros desastres.

La avaricia por la acumulación de algunos ha llevado a la mayoría de la humanidad a sentirse indefensa para combatir los riesgos de la existencia. Perseverar en este comportamiento puede conducir a una hecatombe de la cual nadie escapará. 

El rescate de la humanidad no será ´orgánico´. Deberá ser deliberado. La historia nos recuerda que ha existido mayor inclinación hacia la destrucción. La pandemia de 1918 ocurrió en medio de la Gran Guerra (Primera Guerra mundial) y 21 años después, se estaba iniciando la Segunda Guerra Mundial. 

La ´nueva normalidad´ dependerá de qué predominará: el raciocinio o la intransigente tendencia hacia la auto aniquilación.

Más de Daniel Meza Palma   

Noticias recientes

El presidente paraguayo da negativo a covid-19 tras sentirse indispuesto

Mazzoleni anunció esta mañana que el mandatario, del conservador Partido Colorado, decidió suspender las actividades de este viernes, en el departamento de Misiones, a causa de una "pequeña indisposición", por lo que se decidió que debía someterse a varios estudios de salud.

EEUU: Trump no aceptaría una derrota electoral (Análisis)

La táctica ahora de Trump, que desesperadamente quiere mantenerse cuatro más en el poder, es la de desprestigiar el sistema electoral y que voten los menos posibles. Sabe de sobra que una gran participación de grupos como los milenarios, universitarios, profesionales recién graduados, mujeres, negros y latinos, le perjudica.

Guatemala suma 14 fallecidos y 730 casos positivos de la covid-19 en 24 horas

Con estos nuevos decesos y contagios, el país centroamericano llegó a 103,902 casos positivos acumulados desde que el pasado 13 de marzo el Gobierno hiciera público el primer paciente contagiado de manera oficial.

Brasil supera las 156,000 muertes por covid-19

No obstante, el 87 % de las personas infectadas (unos 4.8 millones de pacientes) ya se recuperaron por completo, de acuerdo con el más reciente balance del Ministerio de Salud.

Acribillan a conductor de bus ejecutivo en Comayagüela

El cuerpo del motorista quedó en su asiento dentro de la unidad de transporte y tenía puesto su cinturón de seguridad.