spot_imgspot_img

Un abrazo, el mejor regalo que esperan las madres de los migrantes hondureños

Tegucigalpa – Día de regocijo, celebraciones, regalos, mucha comida y unión familiar normalmente son característicos de los segundos domingos de mayo en que se celebra el «Día de la Madre», sin embargo hoy muchas madres hondureñas cambiarían todo lo anterior por poder abrazar a sus hijos, quienes en busca de un mejor futuro emprendieron la ruta migratoria.

+Anualmente unos 100 mil hondureños emprenden la ruta migratoria, dejando atrás a sus familias, mismas que hoy no pueden tener un festejo completo a causa de la separación originada por la migración.

+ Abrazar es considerado una terapia generadora de bienestar que puede reducir la presión arterial, los dolores menstruales, el dolor de cabeza, alivia la ansiedad, merma el estrés y la depresión.

Este es el alto costo que tienen que pagar las madres de los migrantes hondureños quienes cambiarían cualquier regalo material por poder abrazar nuevamente a sus hijos como lo hicieron en cientos de ocasiones antes que estos emprendieran el camino con el objetivo de llegar a Estados Unidos.

Dilma Pilar Escobar Medina, es madre de siete hijos y hoy dice que su mejor regalo sería a abrazar a una de sus hijas que emprendió la ruta migratoria el 10 de octubre del 2009 y de quien hasta la fecha no sabe nada. Leer nota completa.

 

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,172FansMe gusta
38,606SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img