baner por salud junio verde

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Agresiones de pareja afectan salud mental de mujeres embarazadas en Honduras



Agresiones de pareja afectan salud mental de mujeres embarazadas en Honduras
Autor del artículo: EFE

TegucigalpaLas agresiones que sufren muchas mujeres hondureñas por parte de sus parejas durante el embarazo afecta su salud mental y física, por lo que tienen el doble riesgo de padecer depresión, alertaron este jueves expertas en Tegucigalpa.

La violencia de género es un "problema para la salud mental, la salud física" de la mujer, así como para la salud de los niños, dijo a Efe la directora del Instituto Global de Mujeres de la Universidad George Washington, Mary Ellsberg.

"La mortalidad infantil entre mujeres que han sufrido violencia en su embarazo es hasta cinco veces más alto que en las mujeres que no lo han sufrido", señaló la experta, que participó hoy en la presentación de los resultados de la implementación del proyecto Sanas y Salvas para el abordaje de la violencia doméstica en mujeres embarazadas".

Las mujeres que sufren violencia durante la gestación tienen "muchos problemas con el embarazo mismo, pero también incide en el peso al nacer de sus bebés", enfatizó la experta.

De hecho, las embarazadas que sufren algún tipo de agresión por parte de sus parejas en Honduras tienen el doble riesgo de padecer depresión y tienen el 16 % de probabilidad de que su hijo nazca con bajo peso, según la Secretaría de Salud.

Mary Ellsberg destacó que el factor principal de la violencia hacia la mujeres "es el machismo, son las normas sociales, la idea de que los hombres tienen derecho de controlar a sus mujeres, eso es muy común".

Aseguró que el proyecto "Sanas y Salvas" ayuda a que mujeres que sufren agresiones durante el embarazo aprendan sobre qué medidas de seguridad pueden tomar para protegerse de sus parejas.

Para el estudio fueron encuestadas 150 embarazadas, un poco más del 50 % de ellas comprendieron que "hay opciones, que no es normal la violencia doméstica y que hay formas de salir de ello", subrayó.

Destacó además la importancia de "cambiar las normas y las mentes no solo de los hombres, sino también de las mujeres y toda la sociedad de que la violencia hacia la mujer no es normal y no es aceptable".

Según investigaciones, añadió la experta de la Universidad George Washington, las mujeres jóvenes son las que más sufren agresiones por parte de sus parejas.

Ellsberg aseguró que la Secretaría de Salud de Honduras cuenta con una política "muy buena" sobre la atención de mujeres afectadas por la violencia, pero "falta más" por hacer en el implementación de la normativa.

La representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Piedad Huerta, dijo en su discurso que la violencia contra las mujeres es un tema de "vida o muerte" que debe ser abordado por toda la sociedad.

Huerta considera "aterrador" que entre "3 y 13 % de las mujeres en estado de gestación en el mundo sufren o han sufrido violencia durante el embarazo".

"Una mujer embarazada que es golpeada por su pareja sentimental es una víctima", subrayó la representante de la OPS, que instó a las mujeres a "romper el silencio" y "denunciar" las agresiones que sufre.

Destacó la necesidad de promover "intervenciones integrales que estimulen una masculinidad positiva, sana, amorosa con su pareja y sus hijos" para reducir la violencia de género.

Cifras oficiales y organizaciones feministas dan cuenta de que cada 14 horas hay un asesinato de una mujer en Honduras, que aún tiene altas tasas de homicidios con un promedio actual de once muertes diarias.

En Honduras hay más del 90 % de impunidad en los casos de mujeres asesinadas, de acuerdo al no gubernamental Centro de Derechos de la Mujer (CDM).


Valora este artículo
(1 Voto)

volver arriba