baner por salud junio verde

logo19PD

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

De la gesta lunar a “los confines más lejanos del cosmos”



Fotografía cedida por la NASA donde aparece el piloto del módulo lunar, el astronauta Buzz Aldrin, después de desplegar la bandera de Estados Unidos sobre la superficie de la luna durante una actividad extravehicular (EVA) del Apolo 11 en la superficie lunar el 20 de julio de 1969. Fotografía cedida por la NASA donde aparece el piloto del módulo lunar, el astronauta Buzz Aldrin, después de desplegar la bandera de Estados Unidos sobre la superficie de la luna durante una actividad extravehicular (EVA) del Apolo 11 en la superficie lunar el 20 de julio de 1969.
Autor del artículo: EFE / Proceso Digital

Miami / Tegucigalpa - Cuando se cumplieron este sábado 50 años de la llegada del hombre a la Luna, Estados Unidos quiere que aquella gesta por la que el país se impuso a la Unión Soviética sirva de ejemplo y acicate para reafirmar su dominio en la nueva carrera espacial, con la llegada del hombre a Marte como objetivo.

- Fue entonces cuando Armstrong dijo la frase: "Un pequeño paso para el hombre, un gran salto para la Humanidad", nada más al pisar por primera vez la Luna.

Desde hace días EEUU presume y celebra el hito logrado hace 50 años por Neil Armstrong y Buzz Aldrin, los primeros hombres en pasear por la Luna, en la que fue una dura derrota a los soviéticos que hasta entonces lideraban la carrera espacial gracias al Spútnik y Yuri Gagarin, el primer hombre en volar al espacio.

Y, en una declaración con motivo de este cincuentenario, el presidente Donald Trump se comprometió tomar como ejemplo este hito para iniciar una "nueva era de exploración" en la que ampliarán el "espíritu pionero" de EEUU a los "confines más lejanos del cosmos".

Para lograrlo, espera que la misión Artemisa lleve a un hombre y una mujer a la superficie lunar en 2024 como paso previo al "siguiente salto gigante", la llegada a Marte con la que el país quiere restablecer su dominio y liderazgo en el espacio.

Trump destacó que el éxito del Apolo 11 "fue una demostración espectacular de la destreza técnica y el liderazgo espacial" de Estados Unidos y "sirvió como un ejemplo perdurable de lo que se puede lograr".

Este fue el mensaje que trasladó también el vicepresidente, Mike Pence, en su visita este sábado al Centro Espacial Kennedy, en Cabo Cañaveral, desde donde despegó la misión que acabaría con Armstrong y Aldrin en la Luna mientras el tercer astronauta de la misión, Michael Collins, aguardaba en el cohete orbitando el satélite natural.

portada luna4Este es el retrato oficial de la tripulación de los astronautas del Apolo 11. En la foto de izquierda a derecha están: Neil A. Armstrong, comandante; Michael Collins, piloto de módulo; Edwin E. "Buzz" Aldrin, piloto del módulo lunar.Acompañado de Aldrin y Rick Armstrong, hijo del primer hombre en pisar a Luna, Pence calificó de "héroes" a los astronautas del programa Apolo, que, dijo, inspirará el nuevo impulso espacial de EEUU, que ha aumentado el presupuesto de la NASA para este fin.

"El destino de EEUU es liderar la aventura hacia lo desconocido", dijo Pence, que destacó que este país volverá a "asombrar" al mundo con sus éxitos espaciales.

Para ello, dijo, EEUU será el primero en regresar a la Luna en un plazo de cinco años, y lo hará no para estar unas horas, sino "para quedarse", y avanzar en tecnología que permita llegar a Marte con una nueva generación de cohetes que haga el viaje en meses y no años, como en la actualidad.

Pence hacía mención a los planes de la NASA de regresar al satélite terrestre en 2024, establecer una base lunar permanente en 2028 y llevar al primer hombre a Marte en la década de los años 30 de este siglo.

portada luna3En este 50 aniversario, que Dios bendiga a la tripulación del Apolo 11 ya todos los que los apoyaron en su viaje histórico y que Dios bendiga a esta nueva generación de pioneros, dijo Pence.En concreto, dijo que la misión Artemis 1 va por buen camino y que la nave lunar Orion está lista para iniciar los preparativos para regresar a la Luna para entonces y avanzar en el nuevo impulso de la actual carrera espacial.

Si hace medio siglo las prisas venían por el dominio soviético, ahora hay nuevos rivales y China ya anunció en enero pasado que la sonda Chang'e se había posado en la cara oculta de la Luna, la primera vez en la historia que eso se conseguía.

Pero mientras la nueva carrera espacial se acentúa, este sábado es día de celebración con actos y homenajes en numerosas ciudades del país y en programas especiales de televisión.

El propio canal de la NASA retransmite los videos originales del aterrizaje en el satélite terrestre y del primer paseo lunar de Armstrong y Aldrin, que comenzó a las 22:56 hora del este de Estados Unidos (02:56 GMT del domingo).

Fue entonces cuando Armstrong dijo la frase "Un pequeño paso para el hombre, un gran salto para la Humanidad" nada más pisar por primera vez la Luna.

portada luna5Una foto distribuida a disposición por la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA) muestra el inicio y la huella del astronauta del 'Apollo 11' Edwin 'Buzz' Aldrin en suelo lunar el 20 de julio de 1969 (publicado 17 de julio de 2019). Al otro lado de la comunicación estaba Charlie Duke en la sala de control de la NASA en Houston. Esta semana el también astronauta dijo que no sabía que Armstrong fuera a decir nada en especial, pero que aquella frase resultó "absolutamente perfecta".

En la misma ciudad texana, en el parque Discovery Green se proyectará el documental "Apollo 11", mientras que en el Kennedy Center de Washington se celebrará un tributo a la gesta con la actuación musical del cantautor Pharrell Williams, entre otros.

No lejos de allí, en el monumento dedicado a George Washington, que preside la explanada del National Mall, se proyecta todas estas noches y a tamaño real el despegue del cohete Saturno V que llevó al espacio al Apolo 11 para orgullo de unos estadounidenses que quieren volver a presumir de liderar la exploración espacial.

Apolo 11: medio siglo después y el migrante continúa fluyendo

Pero al cumplirse los 50 años de la llegada del hombre a la Luna, y mientras Estados Unidos quiere que aquella gesta con la que reafirmó su dominio se repita en los tiempos actuales, poniendo el pie humano en Marte, el doctor en física y director de posgrados de la estatal Universidad Nacional Autónoma de Honduras, Armando Euceda, desde la ciencia y la academia brindó su reflexión:

“El domingo 20 de julio de 1969, hace 50 años, el sol apareció en el cielo de Tegucigalpa a las 5:29 a.m.y desapareció al atardecer a las 6:20 p.m. A mitad del camino del día, cerca de las 2:15 p.m. hora de Honduras, la humanidad entera presenció la llegada de los primeros hombres a la luna, que permitió a estos astronautas poner un pie en la luna y luego realizar una caminata inmortal en el Mar de la Tranquilidad. Este es, probablemente, el momento singular del siglo 20 que la humanidad recordará cuando esté en el futuro, transitando en el tercer o cuarto milenio.

portada luna2Fotografía cedida por la NASA tomada por el comandante del Apolo 11, Neil A. Armstrong, en su primera caminata sobre la superficie lunar el 20 de julio de 1969. A la luna llegó el hombre por su gran espíritu aventurero, su espíritu migrante que un día lo hizo salir, hace varios miles de años, de las llanuras africanas y lo hizo poblar todo el planeta. Ese espíritu migrante que un día -un 3 de agosto de 1492- hizo que los europeos, guiados por las estrellas, retaran la vista infinita del océano Atlántico y llegaran a un nuevo continente con sus lenguas, su religión, sus universidades y su canto de amor homérico, solo para darse cuenta de que también en lo que se llamaría América tenías sus propias historias de amor épico y, sus lenguas y sus grandes culturas.

El mismo espíritu de aventurero migrante que llevó al hombre a la luna, lo llevará a Marte y a poblar este y otros rincones posibles del universo. No habrá ni río, ni muro, ni muralla, ni espacio interplanetario que lo pueda detener. Y, a medida que progresa la humanidad, ni siquiera se registrará que en la nave llamada tierra, hubo, en el siglo 21, en algún momento de la historia del Homo Sapiens, intentos inútiles de construir muros físicos para evitar que fluyera el migrante en la construcción de la historia universal”, puntualizó el profesor Euceda.


Valora este artículo
(1 Voto)

volver arriba