spot_imgspot_img

Partido Liberal de Nicaragua ratifica a Arcia como su candidato presidencial

Managua – El empresario nicaragüense Milton Renato Arcia Marín fue ratificado este jueves como candidato presidencial por el opositor Partido Liberal Constitucionalista (PLC) para las elecciones del 7 de noviembre próximo, en los que enfrentará al actual mandatario, el sandinista Daniel Ortega, que buscará su tercera reelección consecutiva.

El PLC, fundado por el expresidente Arnoldo Alemán (1997-2002) y segunda fuerza política en la Asamblea Nacional (Parlamento), celebró una convención en su sede nacional en Managua donde los participantes aprobaron la candidatura presidencial de Arcia y de María Dolores Moncada como su compañera de fórmula.

La fórmula presidencial del PLC fue juramentada por la titular y representante legal de ese colectivo, la diputada y tercera vicepresidenta de la Junta Directiva del Parlamento, María Haydée Osuna.

Arcia, contra quien el Gobierno decretó la expropiación de un terreno de 4,332.41 metros cuadrados en la isla de Ometepe y a quien le demolieron un hotel hace seis años, dijo en su discurso que el PLC está escribiendo una nueva «historia» y destacó que ahora el candidato no lo elige de «dedo» Alemán.

El empresario, que no ha explicado los acuerdos a los que llegó con el Estado por la expropiación del terreno y la demolición del hotel, pérdidas que estimó inicialmente en 10 millones de dólares, auguró que van a «conquistar ese 65 %» de electores que no simpatiza con ningún partido político.

«Nicaragua ya tiene por quién votar», dijo Arce, uno de los principales empresarios navales del Gran Lago de Nicaragua y que de momento no ha dado a conocer su plan de Gobierno.

La sombra del FSLN

El PLC es calificado por el resto de la oposición, incluso por los excluidos de ese colectivo, como colaboracionista del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

Osuna, presidenta y representante legal del PLC, es hermana del exmagistrado del Consejo Supremo Electoral Julio César Osuna, quien estaba vinculado a una red de apoyo al narcotráfico internacional relacionada con el costarricense Alejandro Jiménez, alias «El Palidejo», principal sospechoso de ser el autor intelectual del ataque en el que murió el cantautor argentino Facundo Cabral, en Guatemala, en julio de 2011.

Osuna se quedó con el control del PLC tras una disputa interna en la que el Consejo Supremo Electoral, controlado por el oficialismo, la reconoció como presidenta nacional y representante legal, y promovió la destitución de la diputada María Fernanda Flores, esposa de Alemán y que ahora guarda arresto domiciliario por supuesta «traición a la patria».

En la víspera, la opositora Alianza Ciudadanos por la Libertad (centroderecha) presentó al exjefe de la Resistencia Nicaragüense Óscar Sobalvarro y a la exreina de belleza de Nicaragua 2017 Berenice Quezada como sus candidatos a presidente y vicepresidenta, respectivamente.

Candidaturas y arrestos

Las dos primeras fórmulas presidenciales se han presentado en medio de críticas al proceso electoral por el arresto de siete aspirantes presidenciales, la cancelación de la personalidad jurídica a dos partidos políticos y el control estructural electoral por parte de los sandinistas.

Las autoridades han detenido a casi una treintena de dirigentes opositores en los últimos dos meses por el presunto delito de traición a la patria y a menos de cuatro meses de las elecciones, en las que Ortega, un exguerrillero sandinista que retornó al poder en 2007 tras coordinar una Junta de Gobierno de 1979 a 1984 y presidir por primera vez el país de 1985 a 1990, buscará extender su mandato por cinco años más.

El mandatario, que desde 2017 gobierna junto a su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, aún no inscribe su candidatura ante las autoridades electorales. (ag)

spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_img
23,504FansMe gusta
39,518SeguidoresSeguir
6,673suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_imgspot_img