Panamá sobrepasa los 161,000 casos y acumula 3,030 defunciones por COVID

Panamá – Panamá agregó este viernes 1.457 nuevos casos del coronavirus SARS-CoV-2 y 12 muertes por la COVID-19, que hacen un total de 161,744 contagios confirmados y 3,030 defunciones por la enfermedad en 265 días de pandemia en el país, informó el Ministerio de Salud (Minsa).

Los hospitalizados suman a la fecha 1,078, de ellos 930 están en sala general y 148 en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), según con el informe del Minsa, que preciso que hay 142,046 pacientes que han sanado.

Aisladas en sus casas con síntomas y cuadros leves permanecen 14,901 personas, y otras 689 han sido trasladadas a hoteles que funcionan provisionalmente como hospitales.

Desde que se descubrió el primer caso de contagio el 9 de marzo pasado, Panamá ha aplicado 880,590 pruebas para detectar el SARS-CoV-2 que produce la COVID-19, con una tasa de letalidad de 1.9 %, de las más bajas de la región.

Este total de pruebas registra un 18.9 % de positividad global, con 11,038 test en las últimas 24 horas, que arrojan una positividad de 13.2 %, mientras que los test por millón de habitantes alcanzan los 205,817.

Las muertes de acuerdo con el rango de edad se concentran entre las personas de 60 a 70 años (1,468) y mayores de 80 (780).

El informe del Minsa señala que las zonas del país con la más alta incidencia son las provincias de Panamá, donde está la capital, y la contigua de Panamá Oeste, con 77,347 y 30,006, respectivamente.

Panamá reportó el jueves 1,755 nuevos casos de la COVID-19, un récord de positivos en una sola jornada, tras registrar 1,602 solo 24 horas antes.

Este repunte de casos ha llevado al Minsa, con motivo de la proximidad de la festividad por el Día de la Madre, a evaluar las diferentes recomendaciones y medidas que debe tener en cuenta la población para minimizar el riesgo de contagio, que «en su momento dará a conocer».

El ministro de Salud, Luis Francisco Sucre, destacó que toda la población debe «tener en cuenta que en otros países los contagios se están generando por encuentros, reuniones o fiestas que se hacen en visitas familiares».

Añadió que «justamente en estas visitas familiares, las personas relajan las medidas de bioseguridad y por eso los contagios», por lo cual insistió en que «no podemos bajar la guardia».

Panamá ensaya desde el 12 de octubre de este año una «nueva normalidad» con la mayoría de las actividades económicas reactivadas y restricciones a la movilidad mínimas, pues solo rige un toque de queda nocturno.

Ante la posibilidad de que los contagios sigan en aumento, las autoridades crearon un plan de contingencia en el que se plantea volver a implantar gradualmente restricciones de movilidad. (ag)

Lo + Nuevo

22,269FansMe gusta
34,834SeguidoresSeguir
5,673suscriptoresSuscribirte