POR SALUD MED TOTAL BPD2

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Demonios de barro



PG NietoPor: Pedro Gómez Nieto
Asesor y Profesor CISI

La humanidad vive una paradoja suicida, el precio que estamos pagando por conseguir mayores cotas de bienestar es destruir los soportes del modelo que vida que pretendemos alcanzar. 

Decía el filósofo Friedrich Nietzsche que los monos son demasiados buenos como para que el hombre pueda descender de ellos. El ser humano está infligiendo tal agresión a la Naturaleza que el cambio climático es consecuencia de un suicidio a cámara lenta. Decimos “cambio climático”, efecto, como eufemismo de la “destrucción del medio ambiente”, causa.

El deterioro exterior también se está produciendo en nuestro interior. Los Morlocks torpedean los fundamentos que nos definen como seres humanos sociales, principios y valores, normas de convivencia, que cuestionan aduciendo que coartan y encadenan nuestras ansias de libertad. Un libertinaje sin restricciones cimentado sobre la tecnología y el placer donde cada sujeto establece su propia autocensura. El ego sublimado. Descerebrados para quienes la vida se vive cuando se siente no cuando se piensa. La emoción destronando a la razón. 

Como setas brotan alborotadores, contestatarios, groseros protestando por la pobreza y desigualdad social. Exigen derechos apelando a la dignidad humana, a su sufrimiento comparativo, pero no aceptan asumir obligaciones y responsabilidades hacia la sociedad que los acoge, porque eso lo consideran intimidatorio, una coacción del capitalismo explotador. Confunden sufrimiento con sacrificio. El sufrimiento es pasivo, el sujeto soporta privaciones victimizándose como recurso recurrente. El sacrificio es activo, el sujeto parte de sus carencias y trabaja esforzándose por mejorar su condición material e intelectual. No hay merito sin sacrificio. 

El próximo proceso electoral desquicia a los próceres. La inestabilidad emocional del locutor es patente, el insulto forma parte del lenguaje soez que utiliza para ser consumido por los espectadores de la telenovela que protagoniza. “Nosotros, con Luis Zelaya y el Pinu, tenemos listo un gabinete para encarar un gobierno si hoy nos dice Estados Unidos que JOH se tiene que ir”. “No vamos a ir a elecciones mientras el gobierno no salga primero del poder”. “Naciones Unidas son cómplices del Partido Nacional para emitir una identidad a cambio de buen billete”.  El nefelibata (persona que vive en las nubes) olvida que en democracia el gobierno sale del poder después de las elecciones no antes, salvo en Matrix donde vive. Olvida que su partido virtual carece de cuadros en cada Departamento, sin duda en Matrix no hacen falta. Olvida que el honesto exrector, con su movimiento de “fracasados asintomáticos”, deberá primero ganarle la candidatura a Darío Banegas, político de cabeza amueblada al que no le llega a la suela de sus zapatos. Desubicados emocionales que confunde deseo con realidad. Daniel Coleman, experto en inteligencia emocional, afirma que “en muchos sentidos la mente emocional es infantil, cuanto más infantil más intensa es la emoción que muestra”.Contemplamos a políticos de la oposición en un jardín de infancia.

Joseph Goebbels aseguraba la necesidad de inyectar el fanatismo en el cerebro de los débiles para alzarse con el poder. Anteriormente Voltaire ya alertaba sobre la enfermedad incurable del fanatismo que cangrena y corroe el cerebro. El fanático no respeta las opiniones ni creencias de quienes no piensan como él. El locutor deportivo conoce el fanatismo del futbol, el vandalismo de los hooligans. Mercenario ideológico metido en política para practicar impunemente el vandalismo verbal. Por todos los medios pretende boicotear el proceso electoral para evitar la vergüenza de su tercera derrota. La oposición coincide en que cada partido por separado no puede vencer al nacionalismo, confesión que los expone como fracasados. Políticos incapaces de elaborar un programa coherente basado en sus respectivos idearios partidarios para presentárselo al electorado. 

Angela Merkel alertó sobre el peligro para las democracias a cuenta del Covid-19, utilizándose como excusa para debilitar instituciones y torpedear gobiernos. Como en la película “Riddick” de 2013, donde los “demonios de barro” se encuentran ocultos bajo la superficie y salen con la lluvia para causar estragos, Merkel advierte que la pandemia está sacando a la superficie a los “demonios de la democracia” para destruir marcos de convivencia y Estados de derecho. Advirtió que los pueblos deben estar atentos para “no caer en la trampa emocional de discursos populistas que ofrecen soluciones simples para problemas complejos”.Pareciera que Merkel estaba pensando en nuestros próceres cuando hizo el comunicado.

“Las masas son estúpidas, solo la emoción y el odio puede mantenerlas bajo control”. -Adolf Hitler-

Más de Pedro Gómez Nieto...


Valora este artículo
(2 votos)

volver arriba

       


TerraProceso Digital 550x90