“No elegimos a nuestros diputados para que otros tomen decisiones por ellos”: Monseñor Pineda

Tegucigalpa- Los representantes de las iglesias Católica y Evangélica pidieron este martes, en la firma de la Intención de un Pacto por Honduras, una responsabilidad compartida entre todos los sectores para afrontar los problemas nacionales con unidad, a la vez que abogaron por la transparencia y por abrir espacios al diálogo.
 

– Iglesias piden responsabilidad compartida y unidad entre todos los sectores en firma de “Pacto por Honduras”

Al evento público se presentaron diversos sectores de la hondureñidad, quienes estamparon su firma en la intención de un pacto por Honduras.

El pacto incluye cinco mesas de trabajo, que se constituyen como espacios de diálogo para concretar grandes acuerdos nacionales que marcarán la ruta de actuación del gobierno de la República en el período 2014-2018.

Responsabilidad compartida

En su intervención el representante de la iglesia Católica, monseñor Juan José Pineda, manifestó que “con este pacto se nos pide que veamos y asumamos a Honduras con una actitud de corresponsabilidad, es decir, una responsabilidad compartida. Nadie puede impedir que Honduras camine por la senda del desarrollo”.

Sostuvo que es urgente la participación de todos para que haya justicia social.
“No elegimos a nuestros diputados para que otros tomen decisiones por ellos, sino para que tomen sus propias decisiones adentro del Congreso Nacional, algunos se empeñan en pertenecer a tal o cual grupo y no a Honduras”, criticó.

Asimismo, hizo un llamado al diálogo a aquellas personas que tienen resentimientos, “a los que tienen rencores por ideologías les hago un llamado al diálogo, a la comunión, al perdón, a la reconciliación. Me duele ver cómo los hondureños consentimos distintas formas de odio”, sostuvo.

¿A quién vamos a unir y reconciliar con esta actitudes?, se preguntó al tiempo que lamentó que “aquí, como que el que más insulta es el mejor y es el más valiente, y por ese camino no tenemos horizontes”.

“No podemos permitir que nos roben el ideal de la reconciliación. Si no hay justicia en Honduras no habrá paz, progreso ni equidad, y si no hay eso, no habrá Honduras”, apuntó.

Marcar el inicio de una gran nación


Por su parte, el pastor Alberto Solórzano, en representación de la Confraternidad Evangélica dijo que “esperamos que este Pacto por Honduras marque el inicio de un nuevo camino de nuestra nación con la certeza que solo unidos podemos salir adelante. Confiamos que seremos testimonios a las naciones de una nueva Honduras que se levanta”.

Agregó que “entre mayores sean los problemas, mayor debe ser nuestra fe en Honduras, y más el deseo que como hondureños enfrentemos esos problemas con unidad”.

Según el pastor evangélico, “este tiempo requiere de grandes sacrificios y solo unidos podemos construir un mejor mañana para todos. Pido esfuerzo, transparencia y trabajo y así tendrán nuestro acompañamiento con una actitud vigilante y objetiva sin sesgos ni intereses mezquinos, porque no estamos representando al Partido Nacional, sino a toda Honduras”.

“Tenemos la posibilidad de establecer juntos, gobernantes y gobernados, la agenda de país de los próximos años. Hacerlo realidad es un asunto de todos”, concluyó.

Lo + Nuevo

22,263FansMe gusta
34,834SeguidoresSeguir
5,673suscriptoresSuscribirte