baner por salud junio verde

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Opiniones del CN y CSJ fueron claves para no renovar convenio de MACCIH, dice gobierno



Lisandro Rosales y Ebal Díaz.
Lisandro Rosales y Ebal Díaz.
Autor del artículo: Proceso Digital

Tegucigalpa - En una declaración conjunta emitida la noche de este domingo, el canciller Lisandro Rosales y el ministro de la Presidencia, Ebal Díaz afirmaron que los tiempos no ajustaron para llegar a un consenso con la Organización de Estados Americanos (OEA) en torno a la renovación de la Misión Anticorrupción (MACCIH), aunque fueron determinantes las opiniones del Congreso Nacional y la Corte Suprema de Justicia (CSJ).

- Seguirán buscando los mecanismos internos para luchar contra la corrupción, así como el acompañamiento internacional con el afán de contrarrestar la impunidad, dijo Ebal Díaz.

- El gobierno proponía ampliar el convenio y que se incorporaran más instituciones, pero no encontraron eco en OEA por un problema de tiempos.

El canciller Lisandro Rosales recordó que a finales de diciembre de 2019 comenzaron las mesas de trabajo entre la OEA y el gobierno de Honduras, que pretendía llegar a un nuevo convenio. “Honduras proponía el fortalecimiento de las instituciones nacionales y el respeto al Estado de Derecho. Para Honduras es importante que cada institución involucrada con la MACCIH tuviera el fortalecimiento institucional y las capacidades para poder hacer sus accionares de manera correcta y profesional, pero sobre todo un respeto a la Constitución de la República”, apostilló.

En tanto, el secretario de la Presidencia, Ebal Díaz manifestó que el presidente Juan Orlando Hernández siempre tuvo la voluntad de renovar el convenio con la OEA , sin embargo “todos saben que hubo un pronunciamiento a través del Congreso Nacional, hubo un informe aprobado por más de 70 votos, puede ser que muchos no estén de acuerdo con ello, pero es un poder del Estado y nosotros no podemos menospreciarlo”.

Igualmente -dijo Díaz- hubo otro pronunciamiento de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) en torno al mismo convenio, al igual que manifestaciones de otras instituciones del Estado, así como voces de abogados reconocidos que denunciaron ser afectados por las acciones de la Misión Anticorrupción.

“Por eso anunciamos desde antes que Honduras Plantearía a la Organización de Estados Americanos un nuevo Sistema Integral de Transparencia de Lucha contra la Corrupción e Impunidad en Honduras, que viera no solamente la parte de la persecución penal, sino también lo que tiene que ver con la prevención de la corrupción y eso implica que más instituciones debían incorporarse a este convenio”, detalló.

El ministro Díaz mencionó que más ellos plantearon un mecanismo que ampliaba el convenio, sin embargo en el transcurso de las negociaciones con la OEA, desafortunadamente los tiempos no fueron suficientes, sobre todo porque hubo un pronunciamiento de la Procuraduría General de la República (PGR) y la Gerencia Administrativa del Congreso Nacional en el sentido de despejar las dudas si era suficiente un canje de notas para dar extensión o vida o prórroga al convenio entre Honduras y el Secretario General de OEA.

Citó que todos los convenios deben ir al Congreso Nacional para ser refrendados, pero “si bien es cierto el tratado dice que deben de haber un intercambio de notas como una expresión de voluntades de continuar con el convenio entre el presidente de la República y el secretario general de la OEA , ese es el paso inicial, una vez que se da el canje de notas debe ir al Congreso Nacional para su correcta aplicación”.

El alto funcionario de la gestión gubernamental enfatizó que “el propósito de este convenio que llega a su final siempre fue fortalecer el Estado de Derecho y las instituciones hondureñas, no se puede pedir el fortalecimiento del Estado de Derecho violentando la Constitución. La Ratificación del convenio de la MACCIH era imprescindible y esencial que fuese al Congreso antes de ser ratificada por el Estado”.

Ebal Díaz lamentó que los tiempos no hayan sido efectivos para lograr un acuerdo, pero adelantó que el gobierno seguirá proponiendo nuevos esquemas anticorrupción y que las puertas quedan abiertas con la OEA.

“En los próximos días se va a presentar un plan que permita, y que también el pueblo hondureño conozca, cómo vamos a seguir combatiendo la corrupción y la impunidad”, expresó.

Puntualizó que la lucha contra la corrupción sigue siendo un desafío, “pero debemos reconocer que Honduras ha avanzado, vamos a proponer reformas institucionales de ser necesarias, no vamos a dejar de implementar en Honduras los compromisos internacionales como la Convención Internacional de Naciones Unidas, la convención Interamericana contra la Corrupción, también el compromiso de Lima y coordinar el trabajo con la MESISIC”.


Valora este artículo
(0 votos)

volver arriba

       



 BANNER encuesta BCH