baner por salud junio verde

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

En libertad expresidente de la Corte Suprema



Expresidente de la Corte Suprema de Justicia de Honduras, Jorge Rivera Avilés. Expresidente de la Corte Suprema de Justicia de Honduras, Jorge Rivera Avilés.
Autor del artículo: Proceso Digital

Tegucigalpa-El expresidente de la Corte Suprema de Justicia de Honduras, Jorge Rivera Avilés, acusado de presunta corrupción, junto a cinco miembros más del desaparecido Consejo de la Judicatura y la Carrera Judicial, quedaron en libertad condicional este sábado.

-Resolución Judicial deja bajo responsabilidad de abogados de exconcejales, la suspensión provisional de acto reclamado en amparo, en relación a la revocación de medida cautelar, sin perjuicio de lo que resuelva Sala Constitucional.

Los exconcejales recobraron su libertad hoy tras 45 días en prisión por lo que  se defenderán en libertad en juicio oral y público.

El 13 de septiembre, el pleno de magistrados de la CSJ, determinó admitir un recurso  interpuesto por las defensas técnicas de los exconcejales para que estos puedan defender en libertad.

La medida favorece al expresidente de la CSJ, Jorge Rivera Avilés, así como a los exconcejales: Liliam Maldonado Sierra, Julio César Barahona Henríquez, Francisco Quiroz, Teodoro Bonilla y Celino Aguilera.

En ese sentido, los exconcejales recobraron su libertad, menos el exvicepresidente del desaparecido Consejo de la Judicatura, Teodoro Bonilla quien está condenado por tráfico de influencias.

Ex miembros del Consejo de la Judicatura

La defensa de los exconcejales se apersonaron en primer lugar a las instalaciones de la Penitenciaría Nacional Femenina de Adaptación Social (PNFAS), donde estaba recluida Liliam Maldonado Sierra, posteriormente se trasladaron a las instalaciones del Primer Batallón de Infantería.

El viernes, el Tribunal en Materia de Corrupción elevó a juicio oral y público  el caso de los exconcejales.

Al expresidente de la CSJ se le supone responsable de 131 delitos de abuso de autoridad y 60 delitos de malversación de caudales públicos.

El ex vicepresidente del extinto Consejo de la Judicatura, Teodoro Bonilla, es acusado por 88 delitos de malversación de caudales públicos y 14 delitos de abuso de autoridad, aunque guarda prisión guarda prisión por otro caso de tráfico de influencias en el escándalo conocido como “Shalom”.

En relación a los exconcejales propietarios, Julio Barahona se le presume responsable de 67 delitos de malversación de caudales públicos. A su vez, a José Francisco Quiroz se le imputan 93 delitos de malversación de caudales públicos.

Por su lado, los miembros suplentes de la entidad, Liliam Maldonado se le considera responsable de 67 delitos de malversación de caudales públicos y a Celino Aguilera se le acusa de 78 delitos de malversación de caudales públicos y tres delitos de uso de documentos privados falsos.


Valora este artículo
(1 Voto)

volver arriba