POR SALUD MED TOTAL BPD2

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Más diputados y funcionarios salpicados por Cachiro en NY



Más diputados y funcionarios salpicados por Cachiro en NY
Autor del artículo: Proceso Digital/Agencias

Tegucigalpa/New York - El líder de Los Cachiros, Devis Leonel Rivera Maradiaga, testificó en el séptimo día del juicio a el exdiputado Juan Antonio “Tony” Hernández declarando que se reunió con el imputado en un restaurante de la ciudad de Tegucigalpa para discutir el pago de contratos gubernamentales a sus empresas de fachada para el lavado de dinero procedente del narcotráfico.

- El narcotraficante grabó un vídeo de Tony Hernández en 2014 en la que discutían como lavar dinero a través de contratos gubernamentales.

- El exjefe del hampa mencionó que apoyó a políticos como Milton Puerto, Arnaldo Urbina, Reinaldo Ekónomo, Óscar Nájera, Fredy Nájera y Carmen Rivera.

- El debate continúa el próximo martes y se prevé finalice el viernes.

En su relato de esta mañana, Devis Leonel ofreció interioridades de sus ligues con sectores políticos hondureños, así como con autoridades policiales y militares.

El líder de Los Cachiros inició su relato asegurando que el diputado Óscar Nájera lo protegía ante un posible arresto en el departamento de Colón. El congresista quitaba operativos de la Policía y el Ejército cuando el capo se lo pedía.

Testificó que se reunió con los líderes del cartel Valle en 2014 cuando le contaron de un plan para asesinar a Juan Orlando Hernández y les comunicó que éste ya no contestaba sus llamadas desde que había asumido la Presidencia del país.

"Arnulfo (Valle) dijo que le querían matar porque una vez salió presidente no les contestaba el teléfono después que le apoyaron en su candidatura", respondió el exnarco a preguntas de la Fiscalía, que ha abordado en el juicio en varias ocasiones la presunta participación del presidente en las actividades del narcotráfico.

Devis Leonel -dijo en su relato de hoy- que se reunió con el diputado Reinaldo Ekónomo, quien le preguntó si ellos estaban planeando matar al presidente, a lo que le contestó que ese extremo no era cierto. Ese mismo día Ekónomo llamó a Devis cuando estaba en compañía de Juan Orlando Hernández y se lo puso en altavoz para que le aclarara la situación. Devis negó que tanto él y su hermano -Javier- estuvieran en el plan para asesinarlo.

"Líder, le estoy llamando para aclarar esos rumores, no crea lo que le han dicho, porque mi hermano y yo no hemos planeado matarlo", declaró Rivera Madariaga sobre su supuesta conversación con el mandatario de Honduras en 2014.

"Más bien, líder, mi hermano y yo le hemos estado apoyando para ser presidente" y después le mencionó una lista de pueblos donde le ayudaron para su elección, según su testimonio en la corte federal para el distrito sur de Nueva York, donde se realiza el juicio.

Econo le indicó que "el líder", en referencia al presidente, lo había escuchado.

El exlíder Cachiro aseguró conocer a Ekónomo desde 2004, cuando le ayudó a quitar una orden de captura en su contra a través de sobornos pagados a jueces. Alega que en esa oportunidad le pagó entre 50 y 60 mil dólares por la ayuda.

Siempre en la jornada de la mañana de este viernes, el exjefe del hampa mencionó que apoyó a políticos como Milton Puerto, Arnaldo Urbina, Reinaldo Ekónomo, Óscar Nájera, Fredy Nájera y Carmen Rivera.

Asimismo, salió a relucir el exdiputado Midence Oquelí Martínez -quien según El Cachiro- era el encargado de entrenamiento militar de sus hombres.

"Pepe Lobo dijo que nos iba a proteger a mí y a mi hermano, Javier, de la extradición en su administración", dijo Rivera Maradiaga en el estrado.

En la audiencia se presentó un video de la reunión entre Devis Leonel y Tony Hernández en el restaurante Dennys -en la capital de Honduras-. Ahí el exdiputado Hernández aconsejaba al capo cómo traspasar los contratos que estaban sin pagar por parte de Soptravi y que ascendían a 35 millones de lempiras.

A cambio de esa “ayuda” Devis pagó 50 mil dólares a Tony, pero ese momento no fue grabado porque se hizo mediante terceras personas, alegó en el debate.

Relato de Devis Leonel 

El líder de Los Cachiros inició su relato que trabajó con la administración de Porfirio Lobo Sosa (2010-2014), en la que sobornaron para recibir contratos gubernamentales por 250 millones de lempiras.

Señaló que sobornó al hijo de Porfirio Lobo Sosa, Fabio Lobo, por 300 mil dólares para la adjudicación de los contratos.

Aseveró que laboró con Fabio Lobo y el diputado al Congreso Nacional, Óscar Nájera, para ocultar los activos y evitar que fueran incautados por las autoridades.

Contó que en una ocasión el congresista Nájera impidió  una vez que fuera arrestado en el departamento de Colón donde quitó los operativos realizados por la policía y del ejército.

Rivera Maradiaga puntualizó que el dinero que conseguía del narcotráfico los guardaba en varias cuentas de Banco Continental a nombre de otras personas.

Reafirmó que sus contactos en el banco era la familia Rosenthal.

Reunión con Tony

Devis Leonel Rivera Maradiaga confirmó que empezó a colaborar con la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés), desde 2013 en grabar audios, videos y tomar fotos de las reuniones.

Narró que el exdiputado le envió un mensaje que quería trabajar con él en el negocio del narcotráfico "Tony Hernández me estaba enviando un mensaje de que quería trabajar conmigo en el tráfico de drogas".

También se refirió a una reunión que sostuvo con el exoficial Juan Manuel Ávila Meza en un hotel sampedrano en la que estuvo presente el abogado Óscar Ramírez.

El exoficial le dijo que Tony Hernández quería un adelanto de 100 mil dólares antes de la reunión y que se los diera al abogado Ramírez según lo manifestado por Rivera Maradiaga en el juicio.

Añadió que en la reunión solo andaba 50 mil dólares y se los dio al abogado y este le pidió que en la reunión con Tony Hernández llevara los contratos de la empresa Inrimar.

En la reunión que sostuvo con el exparlamentario, el líder de los Cachiros afirmó en juico que lo grabó con un reloj que llevaba en su mano y que se lo entregó a la DEA.

Tony hernandez en dennysTony Hernández en la cita en el restaurante Dennys.Detalló que la reunión fue en un restaurante de comida rápida (Dennys) en la ciudad de Tegucigalpa en 2014.

"Tony" Hernández es juzgado en la corte de Manhattan en Nueva York por conspiración para importar drogas a Estados Unidos, utilizar armas de fuego para proteger los embarques y mentir a agentes federales.

Rivera Madariaga es uno de varios narcotraficantes que han cooperado con la Fiscalía para el distrito sur de Nueva York y está en una prisión de esta ciudad desde 2015, en espera de ser sentenciado.

Pacheco y amigo de Rosenthal

En la continuación de su testimonio -durante la tarde de este viernes- atestiguó que invirtió cantidades millonarias en propiedades, vehículos, casas y sobornos a políticos y autoridades de Seguridad, entre los que mencionó al actual ministro de Seguridad, Julián Pacheco Tinoco.

Además, agregó que era de los “grandes amigos” del extinto banquero Jaime Rosenthal, de quien dijo le sugirió que retirara el dinero del Banco Continental porque estaba siendo investigado por Estados Unidos. Fue así que el propio banquero le entregó -según Devis- 100 millones de lempiras en efectivo que luego guardó en algún lugar de Honduras que no precisó.

Manifestó que en el caso la justicia de EEUU le hubiera pedido el dinero, él se lo habría entregado, pero no ocurrió así. Reveló también que compró 1 millón de dólares en oro puro, que hace un año se lo robaron.

El exjefe Cachiro igualmente pretendiendo dar un golpe de moralidad, pese a que confesó haber matado a 78 personas, afirmó: “La Policía de mi país es corrupta señor, trabajan a través de sobornos tanto como los políticos. Tanto el que soborna como el que acepta el soborno son los dos corruptos señor”.

Devis mintió

Casi al final del debate de este viernes, hubo un incidente que provocó risas entre los asistentes al juicio.

El testigo cooperante dijo en un principio que la grabación a Tony Hernández la había entregado a la DEA el mismo día, sin embargo el propio gobierno lo desmintió al asegurar que primero se la entregó al abogado y éste semanas después se la dio a la DEA.

La defensa aprovechó para tildar a Devis como mentiroso, a lo que contestó se había confundido.

Versión de la defensa

La defensa de la familia manifiesta que durante el interrogatorio de la fiscal, Rivera Maradiaga relató que el plan para asesinar al presidente fue gestado por el clan de los hermano Valle Valle, quienes fueron capturados en octubre de 2014 tras varios meses de minuciosa planificación.

Durante el interrogatorio, la Fiscalía mostró el video filmado en el restaurante Dennys de la capital, al cual fue citado Juan Antonio Hernández para ayudar a agilizar el pago de entre 25 y 38 millones de lempiras que adeudaba el Estado de Honduras a la empresa Inrimar por contratos de construcción.

Según Rivera Maradiaga, él filmó esa reunión con un reloj espía que llevaba en el brazo porque desde noviembre de 2013 comenzó a colaborar con la DEA.

El Cachiro, quien confesó haber asesinado a 78 personas y torturado y herido a más de una docena, comenzó a negociar su entrega con la DEA cuando Juan Orlando Hernández ganó las elecciones generales de ese año.

Desde el Congreso Nacional, Juan Orlando Hernández ya había impulsado la extradición y más de una veintena de leyes e instrumentos para la lucha contra el crimen organizado transnacional, el cual se había entronizado en Honduras.

Rivera Maradiaga reconoció que en la reunión de Dennys nunca se habló de tráfico de drogas, enfocándose únicamente a lo relativo a los contratos de Inrimar.

Además reconoció que nunca entregó dinero a Juan Antonio Hernández Alvarado, pese a haber afirmado que la ayudaba se había pactado en 100 mil dólares y que ese día habían llevado un delante de 50 mil dólares.

“Yo le dije a Oscar (Ramírez) que Tony solo debe autorizar para que me paguen (los contratos a Inrimar), que él debe dar luz verde”, dijo Rivera Maradiaga.

Luego la Fiscalía le muestra el dinero, para aclarar quién recibió el dinero.

Rivera Maradiaga dice: “Me refería al dinero que había agarrado Óscar Ramírez”. “Cuando Ávila dijo que se iban a llevar eso, se refería a que Óscar (Ramírez) le iba a dar el dinero a Tony”.

De acuerdo a lo anterior, Juan Antonio Hernández nunca habló de dinero ni recibió dinero, limitándose a hablar sobre la supuesta deuda del Estado y comprometerse a averiguar cuál era el estado de esos contratos.

El fiscal preguntó: ¿En la reunión hablaron de narcotráfico?, a lo que Devis Rivera respondió: “Nos enfocamos en los contratos”.

También el fiscal le preguntó: ¿Supiste de Tony después de “pagarle”?

Devis Rivera respondió: “No señor”.

¿Después usted se enteró que había complot para asesinar a Juan Orlando Hernández?

“Si, en 2014”. “Luis y Arnulfo me dijeron en una reunión en El Espíritu, Copán, que lo querían matar”.

“Yo no me uní a ese complot, porque ya trabajaba para la DEA y no tenía en mente matar al presidente de mi país”.


Valora este artículo
(1 Voto)

volver arriba

       


TerraProceso Digital 550x90


  BANNER encuesta BCH