baner por salud junio verde

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Director de Pastoral Cáritas percibe "pocas salidas" a crisis en Honduras



Director de Pastoral Cáritas percibe "pocas salidas" a crisis en Honduras
Autor del artículo: EFE

Tegucigalpa - La crisis que vive Honduras desde 2009, derivada del golpe de Estado al entonces presidente Manuel Zelaya, sigue golpeando a su población, principalmente a los pobres y, por el rumbo que lleva, el titular de la Pastoral Cáritas, German Cálix, percibe que hay "muy pocas salidas" para resolverla.

"Creo que hay muy pocas salidas a la crisis, sobretodo por que hay un desaliento grande en todos los sectores de la población, y en un desaliento puede salir ganando la persona que sea como más astuta dentro de todas estas cosas", dijo Cálix en entrevista con Efe.

De crisis en crisis

Honduras, con 9,3 millones de habitantes y una democracia frágil, recuperada en 1980, ha sido marcada por una clase política altamente corrupta, aunque no se pueda calificar a todos los políticos de malos, que ha sido capaz de crear crisis, incluso en cadena, como la que arrastra desde 2009 cuando Zelaya promovía reformas que la ley le impedía, pero escasa de ideas para resolverlas. Quizá por eso son muchos los hondureños que de los políticos no quieren saber nada.

Cálix considera que es "necesario que la situación del país esté en manos, no de los políticos, sino de la ciudadanía" para superar la crisis, que en este mes se agudizó con el juicio por narcotráfico en Nueva York contra el exdiputado Juan Antonio "Tony" Hernández, hermano del presidente hondureño, Juan Orlando Hernández.

"Tony" Hernández fue declarado culpable por cuatro delitos asociados al narcotráfico, en un juicio que también salpicó al presidente, quien con su reelección en los comicios de noviembre de 2017, en los que la oposición alega que hubo "fraude", es la cabeza más visible de los protagonistas de la crisis de 2017.

Falta de líderes políticos

El director ejecutivo de Cáritas dijo que "hay suficientes ciudadanos honestos con mucha capacidad para hacer cambios, que necesitan juntarse con los sectores del país, incluidos medios de comunicación, empresarios, estudiantes, la academia, intelectuales, gente que piense que las cosas pueden ser posibles de otra manera", no con la violencia en la que terminan las protestas en las calles.

Añadió que entre esos hondureños capaces se podría lograr "una concertación amplia, no entre los políticos que terminan siempre en pactos para ellos, sino una concertación de la ciudadanía en función de una transformación del Estado de Honduras, en la cual las leyes ocupen el primer lugar y el estado de derecho sea validado".

En su opinión, los hondureños también deberían de prepararse para unas "elecciones diferentes", en las que la población pueda ser como un gran veredicto que saque del campo de batalla a la política que causa daño, "para escoger, tal vez ahora, a personas que podrían dar resultados diferentes". Las próximas elecciones generales están previstas para noviembre de 2021.

El principal grito de batalla de la oposición, desde el "fraude" electoral de 2017, es "Fuera JOH" (Juan Orlando Hernández, a quien además le dicen "narcodictador"), pero en las manifestaciones en las calles, que se han reanudado desde el 18 de octubre, cuando fue declarado culpable el hermano del presidente en Nueva York, se ha visto poca gente.

Además, las protestas, con quema de neumáticos, barricadas de piedras, incluso con vandalismo y enfrentamientos entre manifestantes y policías, han sido disueltas por las fuerzas del orden con el lanzamiento desmedido de bombas lacrimógenas.

Apoyo de EEUU para sacar a JOH del poder

En la última semana, mientras sectores populares protestaban en varias ciudades del país, los excandidatos presidenciales Luis Zelaya y Salvador Nasralla, buscaban "apoyo" en Washington para sacar a Juan Orlando Hernández del poder.

El viernes, el encargado de Latinoamérica en el Departamento de Estado de EE.UU., Michael Kozak, al preguntarle Efe si Hernández, luego del juicio contra su hermano en Nueva York es "aliado o enemigo", respondió: "Vemos a Honduras como un socio confiable y trabajaremos con los funcionarios en el cargo", y "no puedo hacer comentarios sobre lo que está sucediendo en el sistema de justicia penal que tiene que ver con nuestro Departamento de Justicia".

¿A quién dejar si sacan a Hernández del poder?

German Cálix dijo que un "punto clave" en estos momentos entre los mismos políticos hondureños y otros sectores, si Juan Orlando Hernández fuera sacado del poder, es "a quién ponemos" como sucesor.

Eso indica, según Cálix, que a todos los niveles "se carece de liderazgos que sean capaces de inventar, de crear y de esforzarse".

"Creo que el hecho de que la gente no esté saliendo a la calle -a protestar- es también producto de que los liderazgos están gastados, no solamente en el partido gobernante, sino también en la oposición. Por lo tanto, la urgencia de nuevas personas, no solamente nuevos rostros, sino líderes con otra visión del país, es más que necesario que estos momentos", enfatizó.

Cálix espera que en el país no surja más violencia como la que ha seguido después del golpe de Estado y el "fraude" electoral que aduce la oposición hubo en 2017.

Además, considera que es asintomático que mientras algunos sectores han venido protestando en las calles, Salvador Nasralla, Luis Zelaya y otros de sus seguidores, "en vez de estar aquí reorganizando el país, reorganizando sus cuadros, estaban en Washington".

"Están esperando que Washington venga a resolver un problema que ellos empeoraron y que ellos deberían de estar en este momento resolviendo. Ya eso indica entonces que no tienen la capacidad para mover gente y que tampoco tienen ideas de lo que se tiene que hacer con este país. Andan buscando el consejo, el apoyo, la ayuda donde no tienen que buscarlo porque Estados Unidos no es el dueño de este país", apostilló el director ejecutivo de Cáritas.


Valora este artículo
(0 votos)

volver arriba