spot_imgspot_img

Muere otro paciente por COVID-19 en el IHSS de San Pedro Sula

San Pedro Sula – Otro paciente de 32 años falleció la noche de este jueves en el hospital regional del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), de San Pedro Sula, confirmó su director, doctor Omar Jananía.

El galeno indicó que el paciente, procedente del municipio de Choloma, Cortés, norte de Honduras, colapsó en un término de 72 horas de que se había confirmado como positivo para coronavirus y había ingresado a ese centro asistencial hace siete días, período en el que dio positivo para COVID-19.

“Este es un paciente llegó con una dificultad respiratoria, se estuvo utilizando un respirador nasal y este paciente tuvo una evaluación dentro de lo que cabe adecuadamente, desde el día de ayer estuvo descompensado llegó a un flujo de 115 litros por minuto con el respirador”, relató.

Agregó que hoy no se logró trasladarlo a la Unidad de Cuidados Intensivos, porque hizo un paro en la preparación para su traslado.

Aclaró que el paciente no tuvo falla múltiple de órganos, sino que tuvo un cuadro diarreico que últimamente se está presentando en pacientes con coronavirus en ese centro asistencial.

En ese sentido, Jananía indicó que la muerte de este paciente fue fulminante al tiempo que reveló que las características de los pacientes que han estado atendiendo por COVID-19 en el IHSS de San Pedro Sula, no concuerdan con la literatura y los reportes que llegan de Europa.

“Si se hace un análisis concluyente se va a encontrar que por ejemplo, nosotros tenemos un test en las diferentes áreas de hospitalización en clínicas periféricas y regionales del Seguro Social, hemos atendido a aproximadamente unos 380 pacientes con sintomatología respiratoria, pero de esos, no todos son COVID, el problema nuestro es que los pacientes que ingresan, llegan ya complicados”, refirió.

En ese sentido, hay mucha tardanza, cuando ya hay síntomas y circunstancias que ya se han complicado porque hay pacientes que se ven con apariencia normal, no está bien nutrido, sus defensas no están adecuadas, y eso se empieza a complicar y hacer más grandes los problemas que tienen en el hospital.

Indicó que, en el IHSS de San Pedro Sula, hay una Unidad de Cuidados Intensivos de ocho camas, donde están hospitalizados siete pacientes de los cuales cinco son COVID-19 positivos y los otros están a la espera de los resultados de la prueba.

Es decir que la sala ya está saturada, aunque para mañana o pasado mañana se hará una expansión de seis unidades más de cuidados intensivos.

Jananía destacó que las características que se están presentando en el Valle de Sula, son totalmente diferentes a lo que ocurre en el Distrito Central donde considera que ha habido un mayor control relativo porque puede haber COVID positivos, pero no llegan a la hospitalización ni a cuidados intensivos.

“Hago un llamado a la Secretaría de Salud que debemos de reforzar la parte epidemiológica que no lo estamos haciendo, no sé si en Tegucigalpa, pero en la costa norte, no tenemos cercos epidemiológicos y eso significa que un paciente puede tener 100 contactos, 200 contactos, 500 contactos y hasta mil contactos”, subrayó.

Añadió que hay políticas que hay que modificar evidentemente en la etapa de pandemia que se vive en la costa norte y en ese sentido, si se identifica una persona con COVID-19 asintomático que se puede manejar ambulatoriamente hay que hacerle un cerco y si es posible ponerle un policía o un militar para que esa persona no se movilice.

Insistió que las características de la zona norte son diferentes a otras zonas, donde las personas acuden a los hospitales hasta que ven sangre.

spot_img
spot_img
spot_img

Lo + Nuevo

spot_imgspot_img